Consejos para tener un jardín seguro para tus perros

Verlos correr por el jardín es un placer, pero si no quieres que tus perros sufran ningún percance, ¡presta atención!

perro jugando con un disco en el jardín
Getty Images

Con la llegada del buen tiempo, los perros adoran pasar las horas más soleadas del día en el jardín. Sin embargo, las mascotas son curiosas por naturaleza (sobre todo si se trata de cachorros y de razas inquietas), y eso significa que debes tener en cuenta todos los riesgos que entraña tu jardín para hacerlo lo más seguro posible.

Te interesa: ¿REALMENTE NOS PARECEMOS A NUESTRAS MASCOTAS? 🤔

Publicidad - Sigue leyendo debajo
¿Nos salimos fuera?
Getty Images

Para tener el jardín a punto, se usan algunos productos químicos que pueden ser peligrosos para las mascotas. Los fertilizantes, herbicidas e insecticidas que se ponen en el césped suelen ser venenosos, y algunas plantas, como las azaleas, narcisos, tulipanes, o ciclámenes, también. Por eso, antes de plantar algo nuevo, debes asegurarte que no afectará a tu mascota en caso de ingestión.

Mucho cuidado con las plantas venenosas
Getty Images

Lirio, tulipán, narciso, jacinto, azalea, ciclamen, kalanchoe, adelfa, amaryllis... ¿Te suenan? Pues mucho ojito con ellas, porque si tu perro las ingiere puede tener serios problemas. Si no quieres correr riesgos, lo mejor es que prescindas de estas plantas en tu jardín.

Más información: 12 PLANTAS QUE PUEDEN SER MORTALES PARA TU MASCOTA

¿Cómo actuar si tu perro come lo que no debe?
Getty Images

Durante sus inspecciones por el jardín, tu perro puede ingerir alguna de estas plantas venenosas. No obstante, a veces resulta difícil saber qué ha comido exactamente. Sea como sea, lo primero que debes hacer es llamar al veterinario. En caso de que te recomiende provocarle el vómito, utiliza agua oxigenada al 3%. Tendrás que darle una cucharada o varias en función de su peso: un buen truco es utilizar una jeringuilla.

¿Tienes huerto? Pon una valla
Getty Images

Aunque te cueste creerlo, hay plantas como el puerro o el cebollino que pueden resultar tóxicas si tu perro las ingiere en grandes cantidades. Los tomates verdes también pueden provocarle vómitos y problemas cardíacos. ¿La solución? Poner una valla alrededor del huerto asegurándote de que tu perro no pueda traspasarla.

Aleja a tu perro de fertilizantes y pesticidas
Getty Images

Ya sean orgánicos o artificiales, este tipo de sustancias pueden hacer mucho daño a tu mascota. Piensa que los vegetales en descomposición pueden tener toxinas que causen convulsiones al animal. Tampoco debes utilizar veneno para ratones ni insecticidas en el jardín.

No te lo pierdas: CÓMO ELIMINAR EL PELO DE TUS MASCOTAS EN CASA

Limpia siempre el jardín
Getty Images

Después de segar el césped y de cortar las malas hierbas, recuerda recoger siempre todos los restos. Te sorprendería ver lo que muchos perros pueden llegar a ingerir en cuestión de minutos. Además, algunos de estos arbustos tienen espinas que pueden causarles heridas internas.

Toma nota: CÓMO CUIDAR A TU MASCOTA DE FORMA SOSTENIBLE 🐕

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Mascotas