Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

12 ideas geniales para crear sombra en el jardín

Protégete del sol con un sistema que, además de bajar la temperatura ambiente, sume estilo a tu rincón al aire libre. ¡Prepárate para disfrutar!

1 de 12
Espacios difíciles

En balcones y terrazas mini este tipo de sombrilla con lona semicircular es la solución. Queda adosada a la pared, no interrumpe la circulación y se puede trasladar con facilidad al frente de la barandilla para adaptarse al movimiento del sol. Sombrilla Siesta (39,99 €), silla y mesa Somerset (desde 59,99 y 99,99 €). Todo, de Butlers.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 12
Protección a todas horas

El sol de la mañana, del mediodía y de la tarde... ¡son distintos! Con una sombrilla como esta, que tiene una rotación de 360 º y se orienta verticalmente, la sombra esta garantizada a cualquier hora. Modelo Thalia, con mástil lateral y lona de poliéster de 3 m; sin base (129 €). Comedor con mesa Chamomix y sillas Grenoble (699 €); todo, de Leroy Merlin.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 12
Semisombra

Con una pérgola adosada evitas que la fachada se recaliente y, sobre todo, el calor sofocante en el interior de la casa. Si la cubierta es de cañizo
-un material idóneo por su ligereza, fácil instalación y precio asequible-, el aire circula y su semisombra es muy natural. De Maisons du Monde: sofá Robinson, en bambú, con almohadones (399 €), mesa Cadaqués, en teca (270 €), farol (37,50 €) y cojines (17,90 € c/u).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 12
Durabilidad

Las sombrillas junto a la piscina permanecen muchas horas abiertas. ¿Cuántos veranos pueden durar? El buen uso es clave, pero también la calidad de los materiales y, sobre todo, del tejido. Busca información en la etiqueta sobre la resistencia del color y sus tratamientos antimanchas y antimoho. De Tine K Home: tumbonas Bambed (380 € c/u) y colchonetas (95 €).

Otras opciones. Si una o dos sombrillas se quedan cortas, siempre puedes ampliar el área de sombra con una carpa plegable o con velas de sombra. Estas últimas son lonas con formas variadas -aunque la más habitual es la triangular- que se fijan a árboles o a postes/mástiles. Busca información en primrose.es

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 12
En suspensión

Aprovecha la sombra natural que proporcionan los árboles para crear un rincón muy fresco. Las hamacas te brindan con su vaivén la oportunidad de sestear o relajarte y son fáciles de instalar. Hamaca Fredón, de Ikea, con bolsillo (44,99 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 12
Más privacidad

El sol de tarde también puede ser molesto; por eso, cada vez se ven más pérgolas con estores de lona, cañizo o esparto. Una propuesta que, en terrazas urbanas, supone ganar intimidad. Mesa y banco Unika, de IB Laursen (1.100 y 800 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 12
¿Lona oscura o clara?

Los colores oscuros generalmente ofrecen más protección que los colores claros; pero más que en el color, conviene fijarse en el factor de protección del tejido contra los rayos UV. Este modelo, por ejemplo, con un factor 25+, bloquea el 96% de la radiación ultravioleta. Sombrilla Bramsön, con medidas de 1,60 x 1 m, y pie Flisö (49,99 €), muebles Askholmen, estanterías Hillys y complementos; todo, de venta en Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 12
Integrada en el paisaje

El sistema de protección solar en este idílico rincón debía conservar la esencia rústica del entorno y ser coherente con el empedrado. Perfecta, la elección de una pérgola adosada de gruesas vigas apoyada en la columna de piedra caliza. El comedor gana frescura con el emparrado que lo sombrea, la pared de trepadoras y la buganvilla. Sillas similares, en Leroy Merlin (39,95 €).

Veladas mágicas. Para disfrutar de la pérgola
también por la noche, crea una atmósfera especial
con tiras o guirnaldas luminosas, lámparas o diseños de polietileno retroiluminados, con forma
de bola, cubo, maceta...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 12
Salones de verano

Un cenador proporciona una deliciosa sombra en las zonas de estar al aire libre, pero también su propio diseño hace mucho más acogedor cualquier ambiente. Truco de estilo: decorarlo con farolillos y plantas para que su estructura se integre en el exterior. Cenador Äpplarö, en madera de acacia, con medidas de 3 x 3 x 2,75 m (299 €), muebles, complementos y textiles, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 12
En el campo

Espectacular, por sus dimensiones y su diseño ondulado, esta pérgola además, convierte el porche de esta casa solariega en una estancia más. Muebles de la colección Round, de la firma Point, en aluminio con fibra Shintotex (desde 723 €)

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 12
Velas de sombra

Estos techos volados son tendencia en exteriores amplios y también en espacios reducidos. A todos les aporta un aire chill out, que resulta irresistible. Clave en su instalación, una de las esquinas tiene que ser más baja que el resto para evitar que la lluvia se acumule. De Ikea: comedor de la serie Äpplarö, realizado en acacia: con mesa, dos sillas y banco (309 €), silla reclinable (50 €) y vela Dyning (17,99 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 12
Un porche costero

Las pérgolas de madera son un clásico que adquiere un aire más actual con su acabado en blanco. En este casa, su look total white armoniza con los ventanales, hace más luminoso el porche y ofrece un contraste delicioso con la fachada azul cielo. Plus de encanto, los visillos de tul tan vaporosos, que hacen más acogedor el porche. Mesa Link y sillas Crioline, de B&B Italia. Proyecto, del estudio SA&V.

Lo último en pérgolas. Tiene un diseño similar a la de este porche, pero sus lamas son de aluminio y orientables, para dejar pasar la luz solar en diferentes grados o proporcionar un cierre estanco a la lluvia. Para saber más, busca pérgolas bioclimáticas en Internet.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Exterior