Micasa participa en varios programas de afiliación de marketing, lo que significa que Micasa recibe comisiones de las compras hechas a través de los links a sitios de los vendedores.

Cómo cuidar un cyclamen, consejos y trucos para una flor de invierno

Esta planta sencilla ama el frío. Sigue nuestros trucos para que el bulbo se conserve mejor de un año para otro.

cyclamen ciclamen
Getty Images

Si ya vas pensando en cómo vas a ver tu jardín el próximo invierno, te contamos los secretos para disfrutar del cyclamen, una de las pocas plantas que florece en los días de frío. Para ello, tienes que plantarlo en una zona de semisombra a finales del verano, que es cuando acaba su periodo de reposo y el bulbo se reactiva. Ver sus preciosas flores, y aspirar su rico olor, durante los días fríos y desapacibles te llenará de alegría y optimismo en la época más árida del año.

El cyclamen: la flor más sencilla

Esta especie pertenece a la familia primulaceae,y es originaria del área oriental del Mediterráneo. El cyclamen Persia, que también se conoce como Violeta de Persia o Violeta de los Alpes, es una de las especies más extendidas y más utilizadas en la decoración de jardines y ornamentación para interiores, por sus flores con cinco pétalos que pueden ser rosas, blancos, naranjas o morados. Herbácea y perenne, cuenta con un tubérculo negro y plano, unas hojas de un verde intenso con forma de corazón y unos pétalos singulares con una gran variedad cromática. Puede alcanzar una altura de entre 30 y 40 cm.

El cyclamen es una elegante planta de floración otoñal e invernal, con una amplia gama de color que va desde el blanco hasta el color "ciclamen", pasando por diferentes tonos rosados.

Cuidados del cyclamen

Esta es una especie que puede disfrutar tanto en el exterior, donde es capaz de soportar temperaturas muy bajas, y también es una agradable planta de interior, siempre que se mantenga alejada de las fuentes de calor como la calefacción o una chimenea o estufa, sin sobrepasar los 16 grados. Si el calor es intenso, podemos apartar las macetas y dejarlas en un lugar ventilado y recolocarlas cuando llegue el frío. Le gusta la luz, pero no el sol directo, ya que además de quemar sus hojas y sus flores, la deshidrata. La tierra donde se plante debe ser fértil, con un buen drenaje y compuestos de turba y arena.
Una idea para conservarlo de una temporada para otra es extraer el bulbo, podarlo, limpiarlo y dejar que se vaya secando.
Es una planta que necesita respirar, por lo que la debes poner en una maceta con envergadura y a cierta distancia de otras flores.

cyclamen ciclamen
Getty Images

Cómo se debe ser el riego del cyclamen

El cyclamen es muy sensible al exceso de agua. Un riego en demasía es uno de sus grandes problemas, como ocurre con todas las especies bulbosas. Nada de encharcar el sustrato ni mojar las flores o las hojas. Lo más adecuado es regar las plantas con un sistema de inmersión, en el que la maceta absorbe exactamente el líquido que necesita para cubrir sus carencia. Para ello puedes poner la maceta durante uno 10 min sobre un plato y después retirarlo. Así se asegura la hidratación más adecuada. Tras esto, apoya la maceta en un plato con gravilla para que drene bien.

En cuanto al abono lo más recomendable es utilizar un producto líquido en el riego cada dos semanas. Durante el periodo de floración, es mejor suministrar un abono con potasio más alto para facilitar la floración.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo