Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Aún no conoces los 'Gatios' (patios de gato)

El origen se nos ha ocurrido de la traducción del inglés 'Catios', la nueva tendencia para jardines. Estos espacios en el jardín son el último maullido y el sueño de cualquier gato

A los gatos les encanta rondar fuera de la casa, pero si los dejas deambular por su cuenta puede que tu amigo se ensucie, se pierda o, lo que es peor, se haga daño.

¿La última solución? El gatio o catio en inglés (un patio, para gatos).

Un gatio es como un refugio (o un cobertizo) para tu Bigotes: un espacio cerrado en el jardín que le permite correr o echarse la siesta, lleno de postes para arañar, baldas, escaleras e incluso alguna planta.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Si tienes un gato y te cuesta dejarle salir libre por la calle, un gatio es la mejor opción: los gatos pueden disfrutar del aire fresco mientras los dueños están tranquilos sabiendo que sus gatos están protegidos.

¿Te gusta la idea? Catio Spaces, una firma en EEUU, se ha especializado en el diseño y construcción de catios personalizados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Pero si te animas a construirte el tuyo propio, Catio Spaces también vende cuatro planos de catio DIY que cuestan entre 40 y 70 dólares (entre unos 32 y 56 € aproximadamente).

Algunos de estos gatios son sencillos espacios en forma de ventana, otros son mucho más elaborados y tienen varios pisos o túneles que conectan múltiples estructuras para maximizar la libertad felina.

Aunque te parezca que un gatio sale demasiado caro, los fans de Catio argumentan que si vives cerca de una carretera muy transitada o cerca de depredadores como los lobos, zorros o coyotes, vas a ahorrar en facturas de veterinarios a largo plazo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Exterior