Todo en uno: salón, comedor y cocina

Comunicar el salón con la cocina y el comedor y conseguir un espacio abierto, moderno y con personalidad sí es posible. Este proyecto de RdeRoom lo demuestra.

Esta es la propuesta de las arquitectas de RdeRoom, Sandra Rodríguez y Rebeca Campo, para conseguir un espacio unificado, moderno, funcional y muy personal. Se trata de un salón comunicado con el comedor y la cocina o una cocina abierta al salón o un ambiente con varias zonas que consigue, también, integrar el recibidor. 

Se mire como se mire, el proyecto de interiorismo de este piso de la calle Menorca en Madrid, tiene un aire diferente. Se logra una estancia diáfana y amplia con muebles funcionales y bajo el prisma creativo del color, la luz y la expresión.

El punto de partida fue un liezo en blanco. La decoración tiene guiños al cine, también aire nórdico y toque vintage, gracias a un ventilador soviético que los propietarios quisieron conservar. También jugó un papel importante el valor sentimental de una pintura de la costa italiana, el lugar donde los propietarios contrajeron matrimonio.

Merece la pena ver el resultado: una única habitación donde los detalles importan, los materiales se mezclan y la fuerza del amarillo ilumina y caldea la estancia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Salón, comedor y cocina en un mismo espacio

Todo en uno porque en un mismo espacio conviven el salón, el comedor y la cocina, delimitada pero abierta, y en solo 50 metros cuadrados.
En esta toma se aprecia la continuidad de los ambientes en un lienzo en tonos neutros muy luminoso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La zona de estar: asientos

Un sofá tapizado en color gris con reposabrazos y patas en madera y un sillón amarillo son los asientos de la zona de estar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Una lámpara de cine

Sandra Rodríguez y Rebeca Campo, del estudio RdeRoom, iluminaron la sala de estar con un foco, inspirado en el cine. Es la lámpara Film.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mesas de centro ligeras

Como mesas de centro, un par de mesas de nido, que resultan muy ligeras. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un puf aguamarina en croché

Un puf completa la zona de asientos y los colores combinan a la perfección con un dúo de alegres cuadros que visten la pared. Dos enormes letras vintage G y P, las iniciales de los nombres de los propietarios de la casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Así queda la zona de asientos del salón

Un tronco de madera como reposapiés junto a la lámpara. Una alfombra gris delimita el estar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Complementos deco del salón

Detalle de la lámpara y de las láminas sobre una balda.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los cojines del sofá

Los cojines Graphic, de la marca danesa House Doctor, dinamizan el sofá.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un sillón amarillo

Este sillón amarillo completa la zona de asientos e ilumina con el color la zona.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Detalle de la lámpara de sobremesa
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El comedor con una lámpara joya sobre la mesa

Sobre la mesa de comedor una lámpara joya: Pirce, de Artemide.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Detalle decorativo sobre la mesa del comedor

Detalle decorativo sobre la mesa del comedor: candelabros de colores.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Zona de paso

El comedor se encuentra entre el salón y la cocina, en una "zona de paso", de ahí que se haya optado por mobiliario ligero, aunque delimitado por una alfombra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Piezas ligeras que decoran y delimitan

La mesa Vinti es de líneas ligeras con sobre de vidrio y patas en metal lacado en negro. Las sillas son el modelo Bertoia.

El guiño de color a cargo de la alfombra de la firma danesa Ferm Living con estampados geométricos inspirados en el Art Decó.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vista del comedor desde el salón

Espacio continuo. En 50 metros cuadrados se resuelven con éxito varios ambientes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vista de la estancia desde el recibidor
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La cocina

En la cocina, RdeRoom personalizó la barra que existía ya cuando se hicieron cargo del proyecto. Se diseñó una sobre barra en voladizo y se comopletó la zona con varios taburetes, todo en madera natural. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Detalle de la barra

La idea de la barra era que sirviera también para trabaja pero es perfecta para desayunar o tomar algo mientras el cocinero ultima el plato en los fogones.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La cocina, también integrada en el recibidor

La cocina, abierta a la estancia, también se integra en el recibidor ya que en la casa es el primera ambiente que se encuentra al entrar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
En blanco con toques de color

Sobre la barra y en una cocina donde el blanco total predomina, tres pequeñas lámparas de techo de metal lacado en color verde mint. Se venden en la tienda de RdeRoom.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los fruteros sobre la encimera de la cocina

Tres fruteros decoran la zona de trabajo de la cocina.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Detalle de los fruteros

Detalle de los fruteros, disponibles en la tienda de www.rderoom.es

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vista de la composición del salón hacia la entrada

En la pared se instala el televisor, que da servicio al estar y al comedor. En esta toma se aprecia la vista desde este rincón hacia el recibidor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Percheros en la entrada

La entrada se completa con una divertida combinación de percheros botón en negro-madera, de Bloomingville, perfectos para dejar el abrigo o el bolso, que además se convierte en una bonita y alegre estampa de puntos cuando están vacíos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El recibidor

La entrada se organiza en torno a una creativa y elegante composición con el mueble ligero como elemento principal a modo de consola, combinado con un espejo y un collage de cuadros.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un mueble que aporta estilo

El mueble está realizado en madera de mango en acabado natural y pies de hierro. Un toque rústico chic e industrial al mismo tiempo, muy bien encajado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cestas para organizar

El mueble sirve para organizar complementos de pequeño tamaño con cestas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Toques de color en los complementos

Sobre la consola varios jarrones, amarillo, de la firma Broste, y aguamarina, de ‘Bloomingville.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un collage en la pared

Apoyado en la pared y en el mueble un gran espejo. Alrededor de la composición varios cuadros y láminas de diferentes tamaños y marcos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salones