Transformar un salón anticuado

El salón de mi casa está hecho un desastre. Aunque es muy luminoso, tiene sólo 15 m². Tengo un sofá de dos plazas y una chaise-longue en color granate en la zona de estar y una mesa de cristal y acero en el comedor. El problema es que el mueble que hay frente a los sofás, la mesa de centro y una vitrina que tengo en la zona del comedor son algo antiguos y pasados de moda. Necesito vuestra ayuda para que, como en la revista, me ayudéis a transformar mi salón en una estancia agradable.

Los muebles de madera antiguos no coordinan con el resto de piezas que nos comentas que tienes y les restan protagonismo. El truco es conseguir que parezca más amplio y para conseguirlo los muebles deben resultar ligeros, sencillos y muy depurados, en consonancia con la mesa de comedor de cristal y acero. La mejor opción es que te deshagas de los muebles antiguos que nos comentas. Para la zona de estar, escoge una composición modular que combine un módulo bajo para el televisor y otros altos cerrados que te sirvan para almacenar libros y menaje. Como no cuentas con demasiado espacio, sustituye la tradicional mesa de centro por un par de pufs o por una mesa muy baja, pegada al suelo. No satures la zona del comedor con más muebles. Completa la mesa con cuatro sillas de respaldo bajo, estructura de acero y asiento y respaldo de cuero blanco. Elije también el color blanco para los muebles. Una lámpara con una gran pantalla blanca o un diseño en cristal ahumado sobre la mesa del comedor dará el toque de sofisticación necesario. No descuides las paredes: sobre el sofá, un cuadro en tonos suaves, aportará mucha luminosidad. Aprovecha una de las paredes para delimitar la zona del comedor, con una composición de varias láminas enmarcadas con molduras sencillas en acero y blanco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas