Sácale partido al horno

Cocinar al horno es siempre sano e irresistiblemente delicioso. Platos crujientes, libres de grasa y, lo mejor, fáciles de hacer. Contar con bandejas y fuentes especialmente diseñadas para tal fin evitará problemas en tu electrodoméstico al mismo tiempo que en tu menaje y, además, tus platos quedarán mucho mejor. ¡Hoy cocinamos al horno!

image
1 de 8
Bandejas de metal

Normalmente, los hornos cuentan con una bandeja metálica y una rejilla para cocinar tus mejores platos. El deterioro receta tras receta, hace inevitable tener que renovarlas. Hacerlo en una pieza de calidad hará que puedas seguir disfrutando de cocinar al horno. ¿Un truco para la limpieza? Utilizar la solución casera a base de bicarbonato sódico y vinagre blanco. Te sorprenderás. En la imagen, bandeja de Bra Efficient (85 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 8
Bandejas de acero inoxidable

Un truco para evitar que la comida se pegue a la bandeja y se quemen ambas cosas consiste en cubrir previamente la bandeja con un poco de mantequilla huntada con papel absorbente. Las bandejas de acero inoxidable son propensas a quemarse con más facilidad si no prevenimos al cocinar, sobre todo, carnes con piel. En la imagen, fuente de horno de Inoxibar (21 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 8
Fuentes de cristal rectangulares

Estas fuentes son especialmente útiles para cocinar platos como lasañas o canelones. Una gran inversión en la cocina si te gusta cocinar en el horno. Fuente de El Corte Inglés (7 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 8
Fuentes ovaladas

En las bandejas y fuentes con vértices suaves y redondeados podrás cocinar ricos quichés con masas y hojaldres. Te proponemos probar esta deliciosa receta de quiché con rúcula y pistachos en una de ellas. En la imagen, fuente con asas de Pyrex Classic (23 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 8
Fuente con reja

Para cocinar pollos asados a la cerveza, por ejemplo, con la ventaja de poder colocar la carne sobre la reja y dejar que la cerveza se evapore con el calor desde el fondo. ¡Un plato extremadamente delicioso! Fuente de horno de Pyrez Classic (26 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 8
Fuentes de cerámica

Brócoli con bechamel, pastel de arroz, ensaladas... Además de ser muy útiles en el horno, también lo son fuera de él, permitiéndote un soporte muy atractivo para presentar tus recetas a gran escala. En la imagen, fuente de horno de Le Creuset (49,90 €)

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 8
Cazuelas de barro

Se hacen indispensables en las cocinas de los más apasionados de la cocina. Sobre todo, de aquellos a los que les gusta mantener vivas las recetas más castizas. Servidas, por supuesto, en una cazuelita típica castellana como esta. De Keraam (26 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 8
Vintage

Las bandejas y fuentes de horno no tienen por qué descuidarse. Mantén el espíritu de diseño del resto de tu menaje también en este accesorio con piezas tan coquetas como esta, de Le Creuset (107 €). Una pieza que hace posible su presentación ante los comensales con el plato aún caliente. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo