10 snacks muy saludables para disfrutar en el trabajo

Fáciles y rápidos de preparar, ¡tu cuerpo y mente te lo agradecerán!

 

                 

   

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Queso y fruta

Si tomas un poco de queso ligero y una manzana, estarás ingiriendo unos 5 gramos de fibra y entre 5 y 8 de proteína por cada trozo de queso. Eso sí, ¡la fruta mejor si es fresca!

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Barritas de cereales

Las barritas son una gran alternativa, ¡siempre y cuando elijas bien! Escoge aquellas cuyo ingrediente principal sea natural (como  frutafrutos secos o incluso huevos), y que tengan la menor cantidad de azúcar posible. Además, lo ideal es un rango de entre 150 y 250 calorías, y no sobrepasar los 200 miligramos de sodio ni los 3 gramos de grasas saturadas.

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Frutos secos

Los frutos secos y las legumbres están teniendo un éxito más que merecido, y es que los snacks que incluyan este tipo de semillas te aportarán proteínas, fibra, antioxidantes y minerales, idóneos para mantener el sistema inmunitario en condiciones y una salud de hierro a largo plazo.

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Semillas

Ideales para el desayuno, las semillas de cáñamo, lino y chia están riquísimas con yogur griego desnatado o incluso con queso bajo en grasa. Además, ¡te aportarán omega-3 y antioxidantes!

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Agua con gas

El agua con gas, con o sin sabores, es perfecta para evitar consumir otras bebidas edulcoradas (como los zumos, el o el café con azúcar) mientras mantienes el cuerpo hidratado.

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mantequilla de cacahuete

La mantequilla de cacahuete proporciona 8 gramos de proteína en solo dos cucharadas, además de fibra y grasas saludables, y hace que todo (desde las tostadas hasta la fruta troceada) sepa mejor. 

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Palomitas de maíz

Las palomitas de maíz son geniales para satisfacer la necesidad de comer algo crujiente, y son más bajas en calorías que otros snacks. Para aumentar su sabor, puedes añadir chile en polvo, sal marina o ajo en polvo.

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Aguacate

Los aguacates son el ingrediente perfecto para una ensalada sana y nutritiva, aunque también puedes comerlos en rodajitas, ya que uno pequeño solo contiene 220 calorías, 9 gramos de fibra, potasio, vitamina B6, y vitamina C. ¡Completísimo!

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Salsa picante

La salsa picante con verduras, noodles, tostadas de aguacate o huevos, te hará comer más despacio, ayudándote a controlar mejor la saciedad. Además, limitarás la cantidad de sodio y potenciarás el sabor sin necesidad de añadir más sal.

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Congelados del supermercado

Los congelados (como los muffins vegetales) o las menestras de verduras son dos opciones muy nutritivas que puedes encontrar en el supermercado.

Foto: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo