Conservar hierbas frescas en aceite de oliva

¡Qué gusto da tener hierbas aromáticas frescas en la cocina para añadir a nuestros platos con todo su sabor! Te contamos cómo conservar las hierbas frescas durante semanas y semanas. Listas para añadir a tu plato.

¡Qué truco! Es una de esas ideas que solo te empujan a decir "¡cómo no se me había ocurrido antes!". Vas al mercado y compras aromáticas frescas. O vas a casa de tu madre y cortas unas ramitas de esa planta de hierbabuena que tan bien se cría allí. O cortas las ramas de tus aromáticas porque están la mar de frondosas. Sea como sea, las aromáticas cortadas tienen una vida no muy larga. Puedes congelas las hojitas ya lavadas, pero no tienen el mismo lustre cuando las descongelas. Aquí te damos un truco de cocina básico para conservar las hierbas aromáticas lo más frescas posibles durante mucho tiempo y añadirlas a tus platos cuando necesites.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Foto, de Ikea

Solo tienes que picar las hierbas (hay cortadores y tijeras especiales para ello, usa un picador, una tijera normal, un cuchillo o la mano) o dejar las hojas enteras. Usa una bandeja para hacer cubitos, rellena nos compartimentos del molde con las hierbas y rellena con aceite de oliva. Cubre con film transparente o con la tapa de la bandeja de los hielos, en caso de tenerla, y mete en el congelador.

Foto, Getty Images

Una vez congelados tus cubitos de aceite y hierbas, saca y guarda en una bolsa en el congelador. Solo tienes que añadir un cubito o dos a tu plato o guiso según estés preparándolo (al fuego o en el horno). Con el aceite podrás hacer un sofrito directamente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo