Micasa participa en varios programas de afiliación de marketing, lo que significa que Micasa recibe comisiones de las compras hechas a través de los links a sitios de los vendedores.

Los mejores trucos para limpiar tus joyas y la bisutería como un profesional

Te contamos cómo limpiar la plata, el oro, las perlas, la bisutería, eliminar el deslustre, dar brillo a los diamantes y limpiar las piedras preciosas.


        Las joyas deben brillar, pero la exposición al polvo y la suciedad, las lociones y los jabones, e incluso el sudor, el aire y la humedad, pueden opacar tus piezas favoritas con el paso del tiempo y quitarles el brillo.

        Por suerte, es posible limpiar la mayoría de los artículos de tu joyero sin necesidad de acudir a un joyero profesional. Restaura la plata y el oro deslustrados para que vuelvan a ser lo que eran, haz que las piedras preciosas como los diamantes, rubíes, esmeraldas y zafiros vuelvan a brillar y haz que las perlas vuelvan a tener un aspecto lustroso.

        Si tus joyas han perdido su brillo, consulta estos métodos de limpieza de eficacia probada y los productos recomendados por los expertos del Laboratorio de Limpieza de Good Housekeeping. Sólo tienes que coger los materiales adecuados para empezar.

        Y si necesitas más ayuda sobre cómo limpiar manchas, aquí te explicamos cómo quitar manchas de sangre de la ropa de forma fácil o cómo limpiar y desinfectar el baño a fondo con estos 10 trucos.

        Cómo limpiar la plata

        La mejor y más segura manera de limpiar las piezas de plata deslustradas y evitar que vuelvan a deslustrarse tan rápidamente es con un buen pulidor de plata, que contiene ingredientes que disuelven y eliminan el deslustre a la vez que dejan una capa protectora para evitar que se forme nuevo deslustre.

        Los abrillantadores líquidos y en pasta pueden ser un poco engorrosos, sobre todo si tienes prisa. Las toallitas desechables para limpiar la plata son una alternativa más limpia y cómoda, al igual que las manoplas reutilizables con tratamiento especial o los paños multicapa, que tienen una capa especial para limpiar y eliminar el deslustre y otra para dar brillo.

        3 trucos para limpiar la plata

        Si no tienes un pulidor de plata a mano y necesitas abrillantar la plata lo antes posible, prueba uno de los siguientes métodos caseros. Ten en cuenta que estos tratamientos no evitan que se vuelva a empañar la plata, y los expertos en plata advierten que no se deben usar con demasiada frecuencia (si es que se usan), así que úsalos, especialmente el truco de la pasta de dientes, sólo para momentos de emergencia. En el caso de las joyas bañadas en plata, evita frotarlas demasiado para no desgastar el acabado del metal.

        1. Utiliza lavavajillas: mezcla unas gotas con agua tibia. Sumerge un paño suave en la solución y frota la plata para eliminar el deslustre. Aclara con agua fría y seca con otro paño suave.
        2. Prueba con bicarbonato de sodio: para el deslustre más intenso, mezcla tres partes de bicarbonato de sodio con una parte de agua. Moja la plata y aplica la pasta con un paño suave y sin pelusas. Trabaja en las grietas y gira el paño a medida que va recogiendo el deslustre. Aclara bien y sécalo.
        3. Recurre a la pasta de dientes: del mismo modo que los abrasivos suaves de la pasta de dientes eliminan las manchas de los dientes, también pueden eliminar el deslustre de la plata. Aplica una pequeña cantidad de pasta de dientes blanca (no de gel) en tu dedo o en un paño suave y frótala muy suavemente sobre la plata deslustrada. A continuación, aclara bien con agua tibia y saca brillo con un paño suave.

          Aquí tienes más trucos para limpiar la plata de vajillas, cuberterías y joyas.

          Cómo limpiar el oro

          Puedes usar este limpiador de oro y joyas, o, si lo deseas, también puedes optar por un método más artesanal. Baña suavemente las pulseras, cadenas y pendientes de oro macizo en una solución de unas gotas de lavavajillas y un poco de agua tibia. Coloca las joyas pequeñas en un colador antes de meterlas en la solución; las piezas grandes pueden ir directamente al recipiente para remojarlas durante unos cinco minutos para desprender la suciedad. Agita las piezas, luego sácalas, ponlas sobre un paño suave y repasa las hendiduras y los eslabones de la cadena con un cepillo de dientes suave para eliminar la suciedad atrapada allí. Devuelve las piezas pequeñas al colador y aclara todo bajo el grifo. Sécalo con un paño suave.

          Cómo limpiar las piedras preciosas

          Es fácil devolver el brillo a las piedras preciosas y semipreciosas, como diamantes, rubíes, esmeraldas y zafiros engastados en oro. Utiliza las mismas instrucciones que las anteriores para limpiar el oro, pero en lugar de usar agua corriente, mezcla el lavavajillas con agua de seltz. En las pruebas del laboratorio de limpieza del Instituto Good Housekeeping, la carbonatación ayudó a aflojar la suciedad y a eliminar los restos atrapados en los engastes y en las facetas.

          Cepilla las piedras y los engastes con un cepillo de dientes suave; después, sumérgelas en agua clara para aclararlas o coloca las piezas en un colador y enjuágalas bajo el grifo. Sécalas y admira el brillo.

          Para limpiar anillos y otras joyas con piedras engarzadas mientras estás de viaje (o más fácilmente en casa), mete en tu bolso una varita limpiadora de joyas, como la de Connoisseurs. Sólo tienes que girar la delgada varilla para dispensar el limpiador y utilizar la punta del cepillo suave para eliminar la suciedad y la mugre. Aclara bien y verás cómo brillan tus joyas.

          Cómo limpiar las perlas

          Al ser porosas, las perlas retienen el polvo y la suciedad y pierden fácilmente su brillo. Ya sean reales, cultivadas o de imitación, debes limpiarlas con cuidado. Regla número uno: nunca mojes las perlas, ya que esto puede hacer que el hilo se debilite y se rompa.

          Para limpiar las perlas, empieza por colocar el hilo sobre un paño suave. Sumerge una brocha de maquillaje pequeña y limpia en una mezcla de agua tibia y un poco de champú suave. Sacude el exceso de solución y repasa todos los lados de cada perla. Para terminar, aclara las perlas con un paño limpio y húmedo bien escurrido. Deja que el hilo se seque en plano para evitar que se estire.

          Este tratamiento sin remojo también funciona bien con las turquesas y los ópalos (que también son piedras porosas). Los kits de limpieza especiales para el cuidado de las perlas, como el de Connoisseurs te puede ser de mucha utilidad.

          Cómo limpiar la bisutería

          Sumerge un paño en una solución jabonosa de lavavajillas y agua, escúrrelo bien y limpia suavemente cualquier mancha o suciedad. A continuación, aclara con un paño humedecido con agua corriente. Seca las piezas a golpecitos y ponlas boca abajo para que la humedad no penetre en el engaste. Como las piedras suelen estar pegadas en lugar de engarzadas, no sumerjas las piezas de vestuario en agua o el pegamento podría aflojarse y las "gemas" podrían saltar.

          Cómo cuidar correctamente tus joyas

          • Quítate los anillos cuando te laves las manos, te apliques productos de belleza, limpies la casa o te apliques lociones para mantener los ajustes libres de suciedad. Y aplícate el perfume antes -y no después- de ponerte collares, pulseras y pendientes.
          • No lleves joyas mientras nadas: el cloro y el agua salada pueden dañarlas.
          • Limpia las perlas con un paño suave después de cada uso para eliminar los aceites corporales y el perfume que pueden amarillearlas.
          • No dejes que la plata se quede en el joyero: ¡úsala! Cuanto más la lleves, más brillante será (la fricción ralentiza el deslustre). Cuando no las lleves puestas, guarda las piezas en una bolsa antimanchas.
          • Haz que un joyero de confianza revise regularmente las joyas valiosas para asegurarse de que las piedras están en buen estado y los engastes son seguros.

            Ahora que tienes tus joyas como nuevas, no te pierdas nuestros consejos infalibles para una limpieza general en casa o los mejores trucos para limpiar el lavavajillas y eliminar malos olores.

            Publicidad - Sigue leyendo debajo
            Más de Trucos de hogar