La carta de Cristina: Este mes…

Las casas no hablan… ¡pero piden!

Cristina Sánchez
Patricia Gallego

...que las casas no hablan… ¡pero piden! Ese picaporte que se ha descolgado porque sueles dejar ahí el bolso al volver del trabajo, la pared que decoró tu hijo con los dibujos de la Patrulla Canina, el techo que se desconchó aquella Noche Vieja al descorchar una botella de cava, la tarima que se levantó porque, embelesada con Instagram, ¡olvidaste cerrar el grifo de la bañera!

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Las cicatrices de una casa forman parte de una historia, la tuya, la de tu familia… y ella también sufre achaques que es necesario aliviar. Puedes hacerlo poco a poco o lanzarte a la reforma total.

Nosotros, que somos fans de las obras, hemos buscado este mes espacios con soluciones muy inteligentes que, seguro, te van a servir de inspiración.

Lo más importante: ponerte en buenas manos y armarte de paciencia. En cuanto al resultado… bueno, eso ya será otra historia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Novedades