Estanterías de madera

¿Quieres tener a mano la sal, el azúcar, los botes de las especias o la vajilla de diario? Lo conseguirás con estas estanterías; están hechas con cajas de madera y papel pintado.

image
1 de 6
Prácticos y animados estantes para la cocina

Ideas: Coloca a los lados de las cajas un par de ganchitos y cuelga las tazas del desayuno, paños, manoplas... Y si quieres darle a tu cocina un aire retro, busca en mercadillos y rastros cajas antiguas súper decorativas y utilízalas como contenedores de reciclaje o como jardineras para la terraza.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 6
Materiales
Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 6
Paso 1: MIde los trozos de papel

Coloca las cajas de madera sobre cada pliego de papel y traza con lápiz el contorno de cada una de ellas. Si eliges papeles de colores y motivos diferentes, le darás más dinamismo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 6
Paso 2: Corta las piezas de papel

Recorta el papel por las líneas trazadas con la cortadora inalámbrica o, en su defecto, con tijeras. Para ello, sujeta con una mano un lado del papel mientras vas cortando lentamente con la otra. Así evitarás torcerte o rasgar el papel sin querer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 6
Paso 3: Pega los papeles

Una vez cortados los tres papeles, pega cada uno en el fondo de su caja correspondiente. Utiliza para ello una pistola de pegado o directamente una barra de pegamento. Aplícalo por el centro y por los bordes para que el producto se distribuya bien.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 6
Paso 4: Fija las cajas en la pared

Coloca los tacos en la pared y fija las cajas con dos tornillos realizando la composición deseada. Para ello puedes utilizar el martillo rotatorio inalámbrico Uneo, de Bosch, o un atornillador manual. Coloca dentro o encima tazas, botes...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de DIY