Un puzle numérico con forma de serpiente

Los más pequeños aprenden a contar de manera divertida. Con este rompecabezas en forma de serpiente, además, mejorarán su capacidad de atención y concentración. 

image
1 de 5
Un divertido y educativo puzle para los niños

Aprovecha algún trozo de madera deteriorado o un objeto que no uses (por ejemplo, la base de una bandeja) para hacer el puzle. Una vez hecho, elige los colores que utilizarás para pintar. Marca cada pieza con un número del 1 al 26. Puedes decorarlas con vinilos y aplicar una capa de barniz encima.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 5
Materiales

Además de la herramienta Dremel Moto-Saw y 3000, necesitarás un tablero de madera, preferiblemente DM, y pintura acrílica o laca y barniz en aerosol. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 5
Paso 1: Dibuja la serpiente en el tablero

Para dibujar la silueta de una serpiente sobre el tablero, sujeta con cinta adhesiva dos lápices a cada lado de una pieza de madera, que marque el ancho del reptil.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 5
Paso 2: Recorta la silueta y las piezas

Divide el cuerpo de la serpiente en 26 piezas del mismo tamaño. Recorta la silueta con la Dremel Moto-Saw con la hoja gruesa para cortar madera MS51. Por último, corta los segmentos encajables con una hoja fina.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 5
Paso 3: Lija y barniza las piezas del puzle

Antes de pintar las piezas, suaviza los bordes exteriores del cuerpo de la serpiente con la Dremel 3000 y el disco de lijar. No lijes las piezas encajables del rompecabezas para que se adapten a la perfección. Limpia bien y pinta las piezas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de DIY