4 Manualidades súper navideñas para decorar tu casa

¡El papel hace milagros! Y si no, mira estas originales propuestas que te sugerimos para decorar tu casa. Son muy fáciles de hacer aunque no seas especialmente manitas. ¿Te atreves con ellas?

manualidades
Rachel Whiting

Manualidades: Elizabeth Harbour. Estilismo: Alaina Binks.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
1 Adornos con relieve
RACHEL WHITING

Necesitas:
- Lápiz.
- Papel de calco y papel de periódico.
- Cinta adhesiva.
- Lámina blanca de Foam.
- Pincho de madera.
- Punzón (opcional).
- Tijeras.
- Alfombrilla para cortar.
- Tubo pequeño de tinta roja para imprimir.
- Plato viejo para verter la pintura.
- Rodillo pequeño de esponja.
- Papel de marfil o satinado.
- Cinta de doble cara.
- Cordel a rayas.

Elige una plantilla de Papá Noel. Esta es de la diseñadora y crafter elizabethharbour.co.uk. Colócala bajo el papel de calco y copia la silueta con una línea fuerte de lápiz.Dale la vuelta al papel de calco y pégalo con cinta adhesiva en la lámina de Foam. Transfiere el dibujo siguiendo las líneas del lápiz. Retira suavemente la cinta y levanta una esquina del papel de calco para comprobar que el dibujo se ha transferido.

Retira el papel de calco. Con el pincho de madera, comienza a remarcar la figura en el foam. Sigue las marcas del lápiz hasta crear una hendidura o sangría. Utiliza un punzón de punta pequeña para la boca y los ojos y otro más grande para la nariz. Si no tienes, emplea con cuidado un cúter trabajando siempre sobre la superficie de cortar. ¡Ya tienes tu sello!

Coloca el sello de Papá Noel sobre una hoja de periódico. Vierte una gota de tinta roja en un plato y pasa el rodillo por él hasta que la esponja absorba el color de forma uniforme. Pasa el rodillo sobre elSello para darle color.Pon el sello navideño en una hoja nueva de periódico. Coge una hoja de papel de marfil o satinado y presiona sobre él el sello con cuidado de no moverlo. Levanta el sello y deja secar la impresión en el papel.Repite el proceso de impresión tantas veces como desees. Después de dos o tres impresiones, si ves que algunos detalles no han salido correctamente, repasa de nuevo estas áreas con el pincho de madera.

Una vez secas las impresiones, recorta las siluetas de Papá Noel. Haz con cada figura un cono y pega los bordes superpuestos con cinta de doble cara.Corta trocitos de cordel de distintas longitudes. Introdúcelos por el vértice del cono y haz un nudo en este extremo para que el hilo no se salga. En el otro extremo, realiza una lazada para colgarlos. Si lo deseas puedes decorar algunas figuras atando unasRamitas de abeto y acebo.

Ya solo te queda decidir dónde colocarlas. Quedarán perfectas en manillas de puertas, en pomos de armarios, como adornos del árbol o colgando graciosamente de una lámpara de techo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 Crackers con sorpresa
RACHEL WHITING

Necesitas:
- Cartulina blanca A3.
- Regla de metal.
- Lápiz y cúter.
- Esterilla de corte.
- Papel marfil A4 y papel de periódico.- Pintura acrílica (en rojo, azul y verde).
- Un plato viejo.
- Rodillo de esponja pequeño.
- Cintas de doble cara de 12 mm.
- Rellenos de crackers (dulces, bisutería, mensajes…).
- Cordel de colores.
- Sticks con pólvora (en tiendas de disfraces).
- Tubos de los rollos de papel higiénico.

Con la regla, divide la cartulina en 3 tiras horizontales y márcalas con lápiz. En la primera tira, comenzando por la parte inferior, dibuja y recorta un motivo repetido (abetos, palomas…) que te servirá de plantilla. Si lo haces bien, podrás usar ambas partes como un dibujo en positivo y negativo. Repite con las otras dos tiras para hacer más plantillas.

Coloca una cuartilla de papel marfil horizontal sobre el periódico. Y sobre ella, dispón la plantilla en vertical en el borde del papel. Vierte una gota de pintura en el plato y pasa el rodillo hasta que se empape de forma uniforme.

Sujeta la plantilla en el borde del papel (para que pueda avanzar). Pasa sobre ella el rodillo de pintura. Experimenta con el proceso, calculando el espacio entre dibujo y dibujo, utilizando otras plantillas y presionando más o menos sobre el rodillo para crear diferentes efectos (cuanto más ligera sea la presión, más débil será el dibujo). Continúa pintando tantas hojas de papel como necesites y déjalas secar.

Para hacer el cracker. Coloca la hoja decorada boca abajo y divide el lado más largo en tres mitades. Vierte pegamento en la parte superior y fija un stick con pólvora en el centro para que explote (ya viene así preparado). Coloca tres rollos de papel higiénico en el lado sin tira y enróllalos con el papel decorado. Para que no se abra el papel, en los extremos puedes fijarlo con cinta de doble cara.

Tira de uno de los rollos hacia fuera. Retuerce un poquito el papel hasta que se arrugue, ata esa parte con cordel y ya puedes sacar el rollo del todo.

Introduce por el otro extremo confeti, coronas de papel, dulces y un chiste. Para cerrarlo, repite la misma operación anterior: saca un poco el rollo, arruga el papel, átalo con cordel y extrae el rollo entero. Ya solo queda tirar bien fuerte de los extremos hasta que se rompa y explote. El que se quede la parte más grande ¡gana el premio!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 TARJETAS en 3D
RACHEL WHITING

Necesitas:
-
Papel de calco y papel de periódico.
- Lápiz 4B.
- Tarjetas de color marrón lisas de 15 x 15 cm.
- Pinturas al óleo o ceras en amarillo o blanco.
- Tubos de acuarela (rojo, verde, azul y marrón).
- Una brocha de cerdas anchas.
- Un plato viejo (para mezclar pinturas).
- Un frasco (para agua).
- Una cuchara, cúter y alfombrilla para cortar.

Dibuja con lápiz la silueta del ciervo sobre el papel de calco. Asegúrate de que se ajusta al tamaño de las tarjetas marrones porque lo vas a transferir a estas. Abre una tarjeta y colócala sobre el periódico para no manchar la superficie de trabajo. Dibuja por toda la tarjeta formas diferentes: estrellas, círculos, espirales, puntos…

Utiliza para ello las pinturas de cera. Repite la operación en cada tarjeta probando diferentes combinaciones para que cada una tenga diseños distintos.Vierte una gota de acuarela en el plato y agrega un poco de agua. Pinta la superficie de cada tarjeta con un pincel. Deja secar la pintura y repite la operación con otro color. Una vez que la pintura esté seca, dobla las tarjetas del revés.

Coloca el papel de calco sobre la tarjeta. Asegúrate que la nariz del ciervo toque el pliegue central. Transfiere la imagen a cada tarjeta frotando la parte posterior del papel de calco con el mango de la cuchara o el lápiz.

Sujeta la tarjeta con fuerza y, sobre una esterilla, corta con cuidado cada ciervo. Utiliza para ello las tijeras o el cúter. Muy importante: recuerda no cortar el pliegue donde se conecta la nariz.

Una vez cortados todos los ciervos, dobla las tarjetas. Colócalas bajo un libro pesado para aplanarlas. Escribe dentro tu felicitación navideña y envíalas a familiares y amigos en su sobre correspondiente. También puedes quedarte con algunos diseños para decorar la superficie de un mueble o un estante del salón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 Guirnaldas festivas
RACHEL WHITING

Necesitas:
- Lápiz.
- Papel de calco.
- Cartulinas A4 de colores.
- Alfombrilla para cortar.
- Cuchillo craft o tijeras afiladas.
- Punzón de cinco puntas.
- Alfiler.
- Goma.
- Cordel a rayas.

Dibuja siluetas de motivos navideños variados (abetos, bolas, estrellas, corazones…) sobre papel de calco. Para que los dibujos queden perfectamente simétricos, dobla el papel por la mitad y traza la mitad del dibujo para que la imagen final quede totalmente uniforme.

Dobla una cartulina de color y transfiere el diseño dándole la vuelta al papel de calco. Frota la parte posterior del dibujo. Repite en varias cartulinas hasta hacer suficientes siluetas para la guirnalda. Para que te hagas una idea, aquí se han hecho 11 piezas para un cordel de 150 cm.

Corta las siluetas y marca con lápiz ligeramente los puntos de decoración. Las luces en los árboles, las estrellas en las bolas… Conviene que pruebes el punzón antes de utilizarlo o, si te resulta más sencillo, hazte con una perforadora.

Sujeta el punzón verticalmente sobre la zona a agujerear. Coge la silueta firmemente y presiona el punzón hacia abajo. Cuando veas que no perfora bien, extrae con un alfiler los restos de papel de la punta del punzón. Recorta los detalles con tijeras y borra las marcas de lápiz sobrante.

Haz un agujero en la parte superior de cada silueta. Procura que esté bien centrado para que al colgar la figura quede perfectamente nivelada.

Corta 150 cm de cordel aproximadamente. Enhebra cada silueta separándolas unos 40 cm una de otra. Coloca la cuerda en una superficie de trabajo. Organiza las siluetas asegurándote que están debidamente espaciadas. Átalas en su sitio con un nudito para evitar que se deslicen por el cordel cuando cuelgues la guirnalda.

Una vez terminada, cuélgala donde quieras. En una ventana, sobre el cabecero de la cama, en un estante o en la repisa de la chimenea son algunas propuestas. Si eres cuidadosa en su mantenimiento, podrás utilizarla sin problema Navidad tras Navidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo