¿Cómo hacer un perchero de colorines?

Con un tablero de madera, unos cuantos vasos de plástico y un papel pintado fabricarás un vistoso perchero para que se acostumbre a dejar su ropa bien colgada.

image
1 de 6
Un perchero personalizado

Muñecos articulados, lápices gruesos, pomos con formas de animales o letras que formen su nombre son otras divertidas opciones de colgadores. Vasos de plástico, de Ikea (2,99 €/8 unidades). Papel pintado Dentelle Blue, de Coordonné (45 €/rollo). Camisa vaquera, de Chevignon.
Idea: Facilítale la tarea y cuelga el perchero de la pared a una altura adecuada a su estatura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 6
Paso 1: Empapela el tablón

Coloca el listón de madera sobre el papel pintado puesto del revés. Con el lápiz, dibuja sobre él las líneas de corte. Pulveriza con el pegamento en aerosol y pega el papel al listón pasando la mano. Dóblalo por las esquinas con cuidado y remátalo por detrás.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 6
Paso 2: Mide los espacios del tablón.

Mide la longitud del tablero y coloca encima los vasos dejando la misma distancia entre ellos. Mantén un espacio libre en las dos esquinas antes de colocar el primer y el último vaso. Cambia el orden de los colores hasta que des con el deseado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 6
Paso 3: Fija los vasos de plástico.

Con la ayuda del taladro realiza un agujero en el centro de la base de cada vaso. Para mantenerlos inmóviles mientras los agujereas, sujétalos por la base al listón con un trozo de cinta adhesiva. Después, fija cada vaso al tablero con un tornillo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 6
Paso 4: Decora el tablón

Una vez atornillados todos los vasos, puedes decorar el tablero. Recorta alguna silueta del sobrante del papel pintado y pégalo sobre el listón, como aquí con la mariposa. Atornilla las hembrillas en el tablero, pon las alcayatas en la pared y cuélgalo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 6
MATERIALES

- Un listón de madera.
- Papel pintado.
- 4 vasos de plástico.
- Pegamento en aerosol.
- Cinta adhesiva.
- Tijeras y metro.
- Tornillos, alcayatas y hembrillas.
- Un taladro.
- Lápiz.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de DIY