¿Cómo crear una estantería de unas escaleras?

¿Qué se puede hacer con una vieja escalera que ya no se utiliza? Con unas baldas se ha convertido en una ingeniosa estantería.

image
1 de 4
Las tablas tienen que ir en disminución de tamaño en función de la altura a la que se coloquen:

las tablas largas en la parte inferior, donde los peldaños están más separados, y las cortas, en los peldaños superiores. Maceteros y cortinas, de Ikea. Plantas, en Viveros del Sueve. Zapatos, de las firmas Mustang y Massimo Dutti. Silla, de N&V.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 4
Materiales

- 4 tablas de madera: dos de 1 x 0,30 m y dos de 1,50 x 0,30 m.
- Lijas, en Pinturas Mavy.
- Tinte para madera.
- Una brocha.
DOS DETALLES
Si quieres colocar objetos pesados en la estantería, atornilla las tablas a los peldaños para asegurarlas bien. Y, por otro lado, debes saber que los tintes claros resultan menos cubrientes que los oscuros, por lo que necesitan más capas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 4
Paso 1:

Lija bien la escalera para eliminar manchas y restos de pintura o barniz. Pasa primero una lija de grano grueso y después una de grano fino. Retira el polvo que se forma.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 4
Paso 2:

Tiñe las baldas de madera con un tinte del color que mejor combine con el ambiente en el que la quieras colocar. Se aplica con brocha y el número de capas depende del tono que elijas. Lo más importante es que el tinte esté bien seco antes de aplicar otra mano.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Trucos de hogar