Sencillas lámparas hechas con lata

Seguro que jamás hubieras pensado que una modesta lata de conservas se puede transformar en una lámpara. Te enseñamos cómo hacerlo paso a paso.

1 de 5
Enriquece el aspecto final de tus lámparas con un cordón forrado de pasamanería en lugar del tradicional cable de plástico

Existen nuevas pinturas que aúnan antioxidante y color, con ellas una sola mano bastará para proteger el metal o el hierro sin necesidad de tratamientos previos. La gama Metal Protec, de la firma Bruguer, ofrece acabados con excelentes resultados.

2 de 5
Paso 1: Retira la etiqueta de la lata y limpia bien los restos de pegamento

Haz un orificio en la base -con un punzón o un taladro- por el que pasará el cable.Ten en cuenta que debe estar bien centrado, de lo contrario, la lámpara quedará torcida. Pasa el cable por el agujero y fija el casquillo.

3 de 5
Paso 2: Aplica sobre la lata una capa de imprimación antioxidante y deja secar

Pasadas unas horas, extienda una primera capa de pintura plástica que, en este caso, es de color lila.

4 de 5
Paso 3: Por último, enrosca la bombilla al casquillo y cuelga las lámparas del techo

Al tratarse de una pareja, vigila la colocación para que queden en paralelo y centradas respecto a la mesa.

5 de 5
Materiales:

- Latas de conservas grandes.
- Casquillo y cable eléctrico.
- Imprimación antioxidante.
- Pintura plástica.
- Brocha plana.
- Taladro o punzón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de DIY