Estuche para los lápices

Con este plumier de fieltro verá todos los lápices de colores de un único vistazo. ¿Otro uso original? Cuélgalo en la pared de su escritorio con unas argollas mini.

image
1 de 6
Un original estuche para sus pinturas

Con este coqueto plumier podrá llevar los lápices a cualquier sitio, pero en su habitación déjaselos a mano. Coloca unos ganchos en la pared a la distancia a la que has colocado los ojetes y cuélgale el estuche delante del escritorio. Tacita y plato, de Zara Home.
Truco: Si coses un trozo de plástico transparente al fieltro, evitarás que se manche con las pinturas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 6
Paso 1: Corta la pieza de fieltro

Corta una pieza de fieltro de 25 x 40 cm. Marca con lápiz seis líneas rectas: la primera a 7 cm del borde más largo y a 10 cm de los extremos y las cinco siguientes cada 2 cm. Utiliza una regla como guía para no torcerte y pasa por encima el cúter.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 6
Paso 2: Haz dos agujeros

Coloca dos ojetes en cada una de las esquinas de un lado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 6
Paso 3: Cose las cintas para el lazo

En el extremo contrario a las argollas, marca la mitad y cose dos trozos de cinta de 20 cm cada uno. Coloca los lápices, enrolla el fieltro y sujeta con los lazos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 6
Paso 4: Enrolla y anuda

Para que no se deshilache el extremo de la cinta, quémalo con un mechero.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 6
MATERIALES

- Fieltro, de venta en Fieltros Olleros.
- Cinta de tela.
- Cúter, tijeras, lápiz, regla, aguja, hilo y ojetes, de venta en cualquier mercería.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Trucos de hogar