Cómo instalar unas puertas correderas o tipo granero sin obras

Este sistema permite ganar espacio y luz y consiguen integrar o separa ambientes, a tu gusto, aunque quizá necesites ayuda para ponerlas.

la puerta, en madera de encofrado reciclada, separa las dos plantas de la vivienda
Miriam Yeleq

    Las puertas correderas son las mejores aliadas cuando escasean los metros. Poder tener libre el espacio que necesita una puerta abatible para abrirse supone, en ocasiones, algo vital. Pero las puertas correderas que se ocultan dentro de las paredes pueden ser difíciles de instalar y necesitan obra, por lo que la opción de puertas de estilo granero (como en la imagen de apertura, un proyecto de Jessica Bataille) es muy interesante. Además, los rieles vistos, en madera o en acero inoxidable, suman puntos para multiplicar la estética de las puertas correderas en tu casa.

    This content is imported from {embed-name}. You may be able to find the same content in another format, or you may be able to find more information, at their web site.
    No es habitual, pero en este caso se ha eliminado la puerta convencional, de unos 70 cm, para instalar una corredera lacada en blanco.
    Helena Martín

    ¿Cómo instalar una puerta corredera?

    Los acabados y diseños son muy importantes antes de decidirte, inspírate en estos 20 modelos de puertas correderas para ganar espacio en casa. Estos son los materiales necesarios para instalar un acceso a la cocina tipo granero con una superficie en cristal traslúcido, aunque lo más habitual es que las puertas correderas sean en madera o lacadas en blanco:

    • Mecanismo para puerta corredera exenta (este es de Ferretería Ortiz).
    • Tiradores (estos son de Ferretería Ortiz).
    • Puertas realizadas a medida (en cristalerías).
    • Tacos y tornillos.
    • Nivel y taladradora.
    • Pletina y destornillador.
      (El resto de materiales son de Leroy Merlin).

          1. Compra el riel a la medida de la pared donde vayas a colocarlo. Dicha medida será el doble del hueco a tapar, ya que al abrir las hojas necesitan este espacio. Nuestro hueco es de 90 cm de ancho, con lo que cada puerta mide 50 cm. Esos 5 cm de más son necesarios para que, al cerrarse las puertas, oculten los huecos de los lados.

          2. Atornilla el riel a la pared con la ayuda del nivel, para que quede recto. Emplea unos tacos adecuados al tipo de pared (ladrillo, pladur…). Cuelga las puertas al mecanismo de raíl y ruedas, y fija los tiradores que, previamente, te habrán agujereado en la cristalería.

          3. Coloca en el suelo una pletina o perfil metálico para evitar el movimiento de vaivén.

          ¿Qué ventajas tienen las puertas tipo granero?

          Las puertas abatibles ocupan más espacio, aunque hay que reconocer que son muy eficaces para aislar los ruidos y también para mantener la temperatura. Por eso, cuando elijas separar los ambientes con una puerta corredera de interior o tipo granero tendrás que preocuparte de que el flujo del aire esté controlado para que no se produzcan corrientes y tienes que ser plenamente consciente de que no son la mejor idea si quieres mantener la privacidad.

          Puerta corredera de madera natural para separar el baño del aseo. Una reforma de Maria Malinowski del estudio Shoko Design
          Marcin Grabowiecki y Alicja T.

          Sin embargo, la gran ventaja de tener una puerta corredera en casa es la sensación de continuidad en los ambientes y, sobre todo, el ahorro de espacio. Por eso, son la solución perfecta para baños o aseos en apartamentos. También son la mejor solución para ocultar un vestidor, la despensa o algún desperfecto de la pared. Es importante que la puerta estilo granero cubra el espacio entre el techo y el suelo. Valora la idea de cubrir la superficie con espejos para multiplicar los metros del ambiente, por eso son ideales para los acabados en armarios.

          Es muy importante que tengas en cuenta que no podrás instalar estanterías ni muebles en la pared sobre la que se desliza la puerta de estilo granero. A cambio, las puertas correderas son muy resistentes, robustas y estéticas; aunque hay que saber muy bien el lugar donde tienes que colocarla.

          Los problemas que pueden surgir con las puertas tipo granero suelen ser que se atascan con facilidad, rozan el suelo y, a veces, se desprenden o caen por su peso, por lo que debes tener claro que este tipo de cerramientos necesita mayor mantenimiento que una puerta convencional. No temas, porque tenemos los mejores trucos para arreglar una puerta corredera.

          This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
          Publicidad - Sigue leyendo debajo
          Más de Reformas