El macramé está de moda

No sólo como técnica relajante para esas tardes de domingo en las que el frío invita a quedarse en el sofá, sino que los proyectos de macramé se han convertido en el último grito de la decoración. 

¿A quién seguir?

A los que comenzaron a subir la fiebre del knitting y ahora han decidido dar un paso más: We are Knitters. La firma de Pepita Marín y Alberto Bravo vuelven a poner en boca de todos esta técnica basada en los nudos.

¿En qué consiste?

En hacer nudos decorativos entrelazando, con las manos, hilos y cuerdas con nudos de diferente complejidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Macramé básico

Dispone de numerosos nudos (hasta 50 distintos) entre los que destacan el nudo plano y el nudo cote. Con ellos se pueden crear cenefas (listas superpuestas o tejidas) o trenzas para adornar bolsas o telas, maceteros, lámparas, tapices, cortinas…

Otros nudos

Algunos de los llamados “nudos” de macramé son, por ejemplo: el chevron, el mazorca, el diagonal, el zig zag, el nudo del cabo, el nudo simple, la doble trenza, la trenza, nudo plano, nudo infinito, nudo espiral, nudo cuatro, etc.

Lo más sencillo

Sin duda, el macetero de macramé. La comunidad de We are Knitters ya ha lanzado su propio kit con un ovillo de algodón Pima, 4 bolas de madera para decorar y una anilla para sujetar la labor. En su web encontrarás los videotutoriales y, por supuesto, ¡no se te olvide compartir el resultado con otros knitters como tú!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de DIY