Manos a la obra: Doce ideas para renovar tu casa

Cambiar las ventanas, dar una mano de pintura, modernizar los interruptores o inventar nuevos espacios son tareas básicas en toda reforma.

1 de 12
Aprovecha la luz natural

Si vives en un piso abuhardillado o su distribución es irregular, apuesta por ventanas de tejado para ganar en luz y en espacio. Y para atenuar la intensidad lumínica, coloca unos estores plegables con volumen, que permitan ajustar y posicionar la cortina a tu antojo, como este modelo transparente de Velux (desde 89,54 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 12
Renueva tus paredes

Para dar un nuevo aire a un espacio, opta por pintar las paredes en tonos diferentes: a dos alturas o contrapuestas, para darles mayor importancia, como esta pared con pintura Azul Tempestad Inminente, de la colección Color Futures 2015, de Bruguer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 12
Suelos con estilo

Si el pavimento está deteriorado en alguna zona, puedes disimularlo con un suelo vinílico de diseño vistoso. Es fácil de poner sobre madera o azulejo y de limpiar, con agua y jabón. Este modelo mate es Flor de Lis (169,90 €/100 x 140 cm), de Car Möbel.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 12
Nuevo sobre viejo

¿Al picar un tabique ha quedado al descubierto un muro de ladrillo? Si lo dejas a la vista, la decoración ganará interés. Combina este hallazgo vintage con un toque domótico, como el teclado táctil que controla luz, climatización y persianas. Gama Sense, de Simon.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 12
Acabados de profesional

Si has decidido pintar la casa tú mism@, deberás aprender cómo preparar la habitación, qué técnica utilizar y qué color elegir. En la página web www.pinturamos.com hallarás materiales de calidad y prácticos tutoriales que te ayudarán en tu aventura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 12
Personaliza tus muebles

Una forma de renovar la casa sin obras es customizar los muebles antiguos, pintando o empapelando los frentes de los cajones para un acabado de impacto. Cómoda vintage (199,90 €) y mesilla de noche Fjord (99,99 €), de Maisons du Monde.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 12
Reutiliza piezas en desuso

Si vas a cambiar las puertas de tu casa, transfórmalas en sobres de mesa o espejos de cuerpo entero. Dales un toque glamuroso pintando sus cantos en colores vibrantes, a juego con la pared, como la pintura ecológica Majestic Original, de Jotun (13,90 €/litro).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 12
El encanto de las estructuras

Si al realizar cambios de distribución te encuentras con pilares o vigas imposibles de eliminar, intenta sacarles el máximo partido. Refuérzalos y píntalos para que sobresalga toda la belleza que solo poseen las piezas auténticas. Cortinas Blue Birds Azul Mar (60 €/m), estores Rye Stripe Azul Mar (54 €/m) y pintura Lino Pálido (54 €/2,5 l); todo es de Laura Ashley.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 12
Piezas de diseño

El color en las paredes es determinante, además de decorativo puede hacer que la estancia sea visualmente más alta, profunda o ancha. Un tono oscuro llamará poderosamente la atención; por eso, coloca aquí esas piezas de diseño que quieres destacar, como la lámpara de pie Highland, en gris, de Car Möbel (179 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 12
Aprovecha el espacio

Si tienes problemas de almacenamiento, inventa nuevas zonas extra: altillos, bajo una escalera... o encima de ella; como en este caso, en el que se ha rematado el final de la escalera con un práctico murete de obra con puertas que logra pasar inadvertido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 12
Estrena revestimientos

¿Estás cansada de ver los mismos azulejos? Renueva su aspecto, píntalos de blanco o cúbrelos con papeles vinílicos que semejen mosaicos o texturas de ladrillos para darles sensación de profundidad. Estante de mármol verde (55 €) y soporte bañado en latón (15 €/2). De House Doctor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 12
Restaura la tarima

Las pisadas, el traslado de muebles o el correteo
de los pequeños desgastan la madera con el paso del tiempo. Pero aún tiene mucha vida por delante, puedes optar por lijarla, barnizarla y quedará como nueva. En el caso de que esté muy estropeada, cúbrela con vinilos, que imitan su acabado a la perfección.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Reformas