Cómo organizar la mudanza perfecta

¿Estrenas casa? Disfruta del momento con una mudanza bien organizada y sin quebraderos de cabeza. La base para que vaya sobre ruedas está en la planificación; toma nota de nuestras propuestas para evitar el caos.

Afronta el cambio de casa con fuerza e ilusión, tanto si quieres encargarte personalmente de todo, como si prefieres ponerte en manos de una empresa especializada. La clave para alcanzar el éxito sin demasiado esfuerzo está en la planificación milimétrica; no dejes nada al azar, desde las cajas que vas a necesitar, y lo que cuestan, hasta el transporte adecuado para tus enseres, pasando por un seguro y, cómo no, la ayuda de tus familiares y amigos que, seguro, te echarán una mano. ¡Feliz mudanza!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cuidado con las piezas más delicadas

Tanto si haces la mudanza por tu cuenta como si te pones en manos de profesionales, hay piezas que, bien por su valor económico o sentimental, es preferible transportar personalmente. Si es necesario, haz varios viajes en tu coche, y asegúrate de conservar tus recuerdos más queridos. Textiles y adornos, de Laura Ashley.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
A tener en cuenta en una mudanza...

PERMISOS. Averigua qué licencias son necesarias en tu localidad; tendrás que reservar espacio para que aparquen los camiones y para colocar una grúa en el caso de que te mudes a un piso alto sin ascensor o que los muebles no quepan por la escalera. Una empresa especializada, lo hará por ti.
PIDE PRESUPUESTO. Si optas por encargar tu mudanza a profesionales, solicita, al menos, tres presupuestos homogéneos. Son sin compromiso y te asegurarás de acertar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Haciendo cajas para mudarse

- Prepara un inventario. Evita a toda costa almacenar tus pertenencias en cajas sin ton ni son; piensa que de hacerlo así, al llegar a tu nueva vivienda, tendrás que enfrentarte a una montaña de cajas idénticas. Es mejor dedicar tiempo a embalar con cabeza, hacer una lista de lo que vas a transportar y dónde va a ir guardado; después, lo agradecerás.
- Identifica las cajas. Otra opción inteligente es identificar cada bulto; lo más fácil es hacerlo por habitaciones, e indicar por fuera bien claro de dónde proceden y qué contienen. De esta manera en la nueva casa podrás colocar cada caja en el lugar que le corresponde y localizar tus cosas sin tener que ir abriendo todos los paquetes hasta encontrar lo que necesitas.
- Protege las piezas frágiles. Dedica tiempo a embalar los objetos delicados con papel de burbuja o adquiere cajas diseñadas para ello. Y para lo realmente frágil, utiliza cojines o almohadas como airbag.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
¿Qué me llevo?

Antes de decidir si haces la mudanza por libre, haz recuento de todas las cosas que vas a mudar y averigua el precio de las cajas necesarias. Aprovecha para hacer limpieza; casa nueva vida nueva, deja atrás todo aquello inservible. Y si no lo quieres tirar o regalar, existen empresas como Bluespace que te alquilarán un trastero a tu medida para guardar lo que quieras.  

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Fuera adhesivos

Durante el transporte, es preferible cerrar con llave los muebles con cerradura y guardar todas las llaves juntas; nunca se debe utilizar cinta adhesiva sobre los muebles ni permitir que lo hagan; al retirarla, se puede dañar el barniz. Si hay que identificar su contenido, mejor hacerlo con etiquetas de cartón atadas, como estas, de Mr. Wonderful (2,90 €/bolsa de 6 unidades).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cómo vas a poner los muebles

Si tienes oportunidad de entrar antes en tu nueva residencia, plantea, mentalmente, dónde irán ubicados los muebles más grandes, así podrás indicar el lugar exacto de las piezas en la propia mudanza. Tu espalda lo agradecerá. Si quedan espacios vacíos, no te precipites; un vinilo en la pared creará ambiente mientras decides qué comprar. Este es de Chispum (40 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Guarda las alfombras

Cambiarte de casa puede ser la excusa perfecta para llevar a limpiar todas las alfombras e, incluso, las cortinas que requieran de limpieza en seco. Te recomiendo dejarlas en la tintorería en depósito hasta que ya estés instalada en tu nuevo hogar, así las protegerás del polvo y posibles accidentes, y lucirán como nuevas. Alfombras y cesta, de Bloomingville.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tus maletas

Haz las maletas como si te fueras de viaje e incluye en ellas toda tu ropa interior, las prendas más delicadas, las joyas y documentos importantes y, si puedes, trasládalas tú misma. Cojines (desde 37 €) y cajas en forma de libro (32 € el juego de dos piezas). Todo, de la firma Eightmood.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Orden en casa