Ideas con encanto para decorar las paredes

¿Tienes una pared desnuda que, más que vacía, parece desolada? Conviértela en la protagonista decorativa de tu casa con estas ideas con encanto.

image
1 de 13
El otoño, en tu pared

Una ráfaga de viento ha entrado en tu casa y ha salpicado la pared de hojas...¡color menta y turquesa! Cada pieza de este vinilo viene por separado para que diseñes tu propia composición. En 90 x 90 cm (29,90 €) y en 150 x 150 cm (52,90 €). En Myvinilo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 13
Librería geométrica

Por su peculiar diseño en forma de rombo, esta librería captará todas las miradas. Ten en cuenta que los libros o complementos que coloques en sus estantes se convertirán en parte integrante de la decoración. Si quedan espacios despejados, prueba a componer diferentes bodegones hasta dar con el que te resulte más equilibrado. Butaca y librería, de Bloomingville

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 13
Se lleva el estampado liberty

¿Sabes en qué consiste? En florecitas menudas que salpican telas y papeles pintados para crear ambientes confortables e íntimos. Empapela tu pared solitaria con un diseño liberty. Si tienes niños rescata sus creaciones más divertidas y trasládalas a un par de retales de tela lisa.  Coloréalos a tono con el papel, enmárcalos con un pespunte de puntadas largas y fíjalos sobre el papel con pegamento para textiles. Papel Field of Flowers, de la colección Room Seven de la firma Coordonné (47,15 €/rollo).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 13
Composición con espejos

Fíjate en esta imagen. El carro y el taburete no bastaban por si solos para decorar la pared. La llenaban en parte, pero no la enriquecían. Al colgar dos espejos, uno en horizontal sobre el carro y otro en vertical sobre el taburete, se creó una composición global rectangular que, además de ampliar el espacio, convirtió la pared en un elemento con interés decorativo. Carro y espejos, de House Doctor, de venta en Estilo Nórdico.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 13
La pareja perfecta

Una consola y un espejo forman un buen tándem en el recibidor o en cualquier distribuidor de la casa. Si no dispones de mucho espacio, coloca una consola volada que tenga poco fondo. Sobre ella, cuelga un espejo: los redondos suspendidos por un cordel son tendencia. Para que la composición tenga más encanto, desplaza el espejo hacia un lateral de la consola y sitúa una lámpara de mesa sobre el lateral contrario. Consola y espejo, de La Oca. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 13
Una exposición… de platos

¿Todavía guardas en casa platos antiguos, de los que en su día utilizaron las mujeres de las generaciones anteriores de tu familia? Rescátalos del fondo de tu aparador y expón estas auténticas joyas vintage como se merecen. ¡Están de moda! Sobre el suelo, ensaya diferentes composiciones hasta que consigas la óptima. Luego solo tienes que reproducir esa misma composición en la pared. Un adhesivo de doble cara fijará con seguridad cada plato sin estropear el tabique. Cestas, de Rice. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 13
Enmarca el pasado

Fotografías familiares en color sepia, postales antiguas que alguien envió hace tanto tiempo que es imposible recordarlo, un viejo recorte de periódico... Busca marcos que se adapten al formato vertical y horizontal de tus recuerdos y crea una pequeña composición en la pared. Los marcos blancos son una opción excelente, ya que realzan las imágenes en color sepia. Mueble bajo, de la firma Laura Ashley.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 13
Entre mariposas

La tendencia de los complementos que se inspiran en animales continúa al alza. Trofeos de caza soft realizados en tela, cojines con un perrito estampado, un búho que en realidad es un jarrón... O estas mariposas de colores que se fijan a la pared. Sus dobles alas en diferentes posiciones transmiten la sensación de que las mariposas emprenderán el vuelo en cualquier momento. Son de la firma Nordal. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 13
¿Qué hacemos con la tele?

Tienes dos opciones: dejarla en solitario, reina y señora de la pared, o bien integrarla en una composición para disimular su presencia. En este último caso, rodéala de cuadros con marco negro en un tamaño similar al de la pantalla. Aquí, las fotografías de actores y actrices míticos de cine se alinean con la base del televisor: un guiño hacia las películas que se disfrutan cuando la pantalla está encendida. Butaca, bancos azules y baúl de fibra, de Rivièra Maison

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 13
Marcos de pega

Además, en el sentido literal de la palabra. El modelo Fun Frames, de Myvinilo, está formado por vinilos que reproducen marcos de formatos y acabados diferentes. ¿La gracia? ¡No hay nada en su interior! Solo la pared, ornamentada gracias a ellos. Los marcos son independientes para que formes la composición que más se adecue al mueble sobre el que los coloques. Aquí, los complementos situados sobre el aparador -en especial la planta- condicionan la altura de los falsos marcos. En 120 x 120 cm (42,91 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 13
Guirnalda DIY con mensaje

Para un día especial, o si quieres alegrar el dormitorio con una frase permanente, ya sea divertida o romántica, anímate a elaborar tu propia guirnalda. En un papel dibuja las letras. Ten especial cuidado en mantener la altura y el ancho, para que las letras queden equilibradas. Coloca cada letra sobre una pieza de fieltro (ayúdate de alfileres para que no se muevan), y recórtalas. Une todas las letras con lana gruesa y... ¡listo! Guirnalda, de la firma Rice.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 13
Tu estilo, en percheros

El pañuelo que te anudas con gracia alrededor del cuello, ese borsalino que te colocas de medio lado sobre la melena, tus collares preferidos... Colgados en percheros, serán la decoración ideal para dar gracia a la pared de un rinconcito. Ten en cuenta que se trata de decorar, no de abarrotar la zona con complementos abrumadores y caóticos. Busca percheros con un diseño coqueto para que decoren la pared incluso cuando nada cuelga de ellos. Estos son de la firma Rice.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
13 de 13
Un adorno de papel

Así de sencillo. Si eres fan del origami, anímate a elaborar tu propio diseño y fíjalo a la pared para que decore esa zona que veías un tanto desolada. Otra opción es comprarlo ya hecho, como el adorno Färgton, realizado con papel de regalo y plástico (3,99 €). De Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo