Doce claves para crear un rincón zen

Ropa cómoda, muchos cojines, aroma a incienso suspendido en el ambiente y la luz de las velas. ¿Quieres crear un oasis de relajación en casa? ¡Benefíciate del espíritu zen! Aquí tienes los puntos clave para conseguirlo.

image
1 de 12
1. Plantas

Si lo buscamos, cada acontecimiento y cada detalle tiene un lado zen. Hazlo con esa planta que tanto te gusta de tu casa. Cambia su maceta por una de líneas rectas, clava en la tierra unas ramitas de bambú y listo. Aunque delicada, la orquídea encaja en este estilo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 12
2. Escritura china o japonesa

Sus letras inspiran la tradición milenaria de su cultura, tan relacionada con la relajación, la contemplación y la meditación. Incorpora un mensaje. En estos vasitos el contraste de la letra en color negro con la flor blanca está cargado de fuerza.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 12
3. La colocación de las velas

Agrupadas en una bandeja, en portavelas en el suelo, en una mesita auxiliar... Rodea tu rincón de velas. Las aromáticas envuelven pero siempre en sutiles notas. Evita los olores más fuertes. Cierra los ojos. ¿Qué escuchas? Quizá notas de Zen Garden, disponible en iTunes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 12
4.- Portavelas

Despreocúpate de que la cera manche la superficie sobre la que se encuentre ubicada la vela. Colócalas siempre en portavelas decorativos, que aporten color. Siempre puedes aprovechar vasitos de cristal o jarrones. Es tan relajante ver la llama de la vela a través del cristal transparente...

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 12
5. Siéntete cómoda

Para relajarte nada mejor que olvidarte de que llevas puesta la ropa. En casa utiliza prendas suaves y ligeras, con las que te sientas guapa y cómoda. Las firmas textiles, como Oysho (en la imagen) tienen colecciones Homewear, pensadas para disfrutar de nuestro hogar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 12
6. Varillas aromáticas

Seduce a tu olfato con varillas de incienso o con ambientadores tipo mikado (palitos de madera que se introducen en un frasco con esencia). Descubre la carta de aromas, de Zara Home.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 12
7.- Elementos deco inspiradores

Escoge piezas que te gusten, que transmitan, que signifiquen... A nosotras en la redacción nos ha enamorado este trío de monitos, de venta en Zara Home. Porque el dicho de ver, oír y callar ¡es sabiduría tradicional!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 12
8.- Mensajes

¿Qué te parece elegir una lámina con mensaje? Love, peace, keep calm and carry on... Así, en los días más ajetreados no se te olvidará que hay cosas más importantes que las prisas. Te recomendamos que escojas una idea slow. En un cuadro, en una tablilla, en 3D con letras de madera... Éstas son de A Loja do Gato Preto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 12
9. Conexión con elementos naturales

Piedras, agua o arena. Siente la conexión con la Tierra y con la naturaleza en tu pequeño rincón. Utiliza una bandeja para colocar algo de arena fina con piedras. Anímate a personalizarlas con pintura, como en la imagen.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 12
10. Colchonetas y cojines

Imprescindible. Tírate al suelo a leer, a descansar, a pensar, simplemente, a estar, pero asegúrate de que está mullido. Una colchoneta y muchos cojines aseguran el descanso. Un consejo, por si no conoces el movimiento slow, te dejamos su web http://movimientoslow.com/es/filosofia.html

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 12
11. Una bebida reconfortante

Para el cuerpo y para la mente. Los tés e infusiones tienen innumerables beneficios para la salud. Si te imaginas tumbada en tu rincón zen ¿qué tienes entre las manos? Una humeante taza de té o una variedad helada, según la estación del año.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 12
12. Y de menú…

¡Comida sana! Disfruta de un plato sin prisas, saboréalo, mejor en compañía. En el budismo zen, a través de la cocina y la alimentación se consigue la armonía y la moderación. Noodles, arroz, algas, sushi... ¿Qué te apetece? Lo que sea, siempre fresco y sano.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ideas