Un banco multiusos

Hazte con un banco como éste, que no tiene respaldo; además de servirte como asiento, su uso original, podrás darle otros. Descúbrelos.

image
1 de 6
Salón

También puede servir como mesa de centro. Es perfecto en un salón con el espacio justito. Fíjate que su longitud, de 1,19 m, es proporcional al tamaño del sofá.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 6
Banco muy funcional

Elige un modelo con un diseño de líneas sencillas: así, si algún día actualizas la decoración, podrás colocarlo en cualquier otro rincón de la casa. Banco Äpplarö de Ikea, en madera maciza de acacia; mide 1,19 x 0,35 x 0,42 m.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 6
Entrada

Utiliza el banco en lugar de una consola; no recarga el espacio, ni interrumpe el paso. Además, si cuelgas un perchero sobre él, completarás la decoración.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 6
Dormitorio

Resulta muy útil como apoyo para diversos objetos durante la noche, pero siempre debe quedar espacio para circular.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 6
Comedor

Con los cojines colchoneta, consigues un banco más cómodo. Éstos se confeccionaron con la tela Samos, de Maison Decor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 6
Cuarto de juegos

El banco es un mueble crecedero; cuando los niños son pequeños les sirve de mesa de juegos, y de mayores, lo utilizarán como asiento. Aprovecha el espacio inferior para guardar sus juguetes en cestas, en 25 x 32 x 28 cm.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ideas