Guía de colores para decorar en casa: DECORAR EN VERDE

El verde es el color de la naturaleza, del aire puro, simboliza esperanza... Bien empleado es transmisor de paz y ayuda a equilibrar nuestra energía. Es un secundario que se ubica en el círculo cromático entre los amarillos y los azules; por tanto, la combinación con cualquiera de ellos siempre será acertada.

image
1 de 7
De gran formato

Si eres de carácter atrevido, esta propuesta te encantará: grandes flores estampadas con fondo verde césped y toques de azul y blanco. Un precioso papel pintado de la firma Casadeco recomendable para revestir pequeñas porciones de pared. Es de la colección Crescendo (54,45 € el rollo de 10 metros).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
Al aire libre

El verde agua es otra tonalidad muy apreciada, quizás sea la que aporta más calma de toda la paleta, lo que la convierte en perfecta para un dormitorio o un rincón destinado al descanso. Este porche se completó con los cojines Baylis (49 €) y Carey Stripe (61 €), y la manta Laurel (105 €). Todo, de la firma Laura Ashley.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
El más luminoso

Los tonos pistacho y, más aún combinados con blanco, son los que mejor reflejan y potencian la luz natural. Una apuesta muy estimulante idónea para un cuarto de juegos o para un office. Papel pintado modelo Patchwork de la colección Mix and Match, de la firma Caselio (39,30 € el rollo de 10 metros).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
Los complementos

Reaviva los neutros con algunos detalles de color bien colocados. Almohadón modelo Giardino, de Habitat; mide 30 x 50 cm (45 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
Verde para la pared

El papel pintado es una buena opción para resaltar alguna zona. Éstos son Soho, Agatha y Newark, de KA International (45 €/10 m).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
La gama de los verdes

El peligro de los verdes es que pueden pasar de resultar estimulantes a crear apatía y tristeza; el truco está en optar por los más claros, con cierta mezcla de amarillo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
Ideas para combinar el verde

- Al tratarse de un color frío, el contraste más adecuado será con uno caliente. Su complementario es el naranja o el rojo, los dos opuestos al verde en el círculo cromático; la unión de estos tonos, aunque fuerte y llamativa, resultará equilibrada y cálida.
- Según el tinte con el que se mezcle, el verde resultante aportará mayor o menor luminosidad. Aquellos que incluyen amarillo potenciarán la luz de una forma asombrosa. Si cuenta con notas en blanco o marrón, resultará mucho más apagado y podría entristecer todo un ambiente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ideas