¡20 hacks caseros vintage de lo más útiles!

Ahora entenderás por qué tu abuela siempre tenía bicarbonato en casa...

Sponge, Orange, Pink, Foam, Food, Frozen dessert, Confectionery, Sponge, Rectangle, Dessert,
DR

Lo nuevo no siempre es mejor, ¡y estos trucos caseros lo demuestran! Prepárate para disfrutar de una vida más sencilla a la voz de... ¡ya!

Fotos: Getty

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Corta las esponjas en dos

Puede parecer simple, pero cortar las esponjas en dos duplicará su vida útil. Además, se secarán más rápido y serán más eficaces para limpiar espacios reducidos.

Limpia con bicarbonato

El bicarbonato es un abrasivo suave y un desodorante natural, por lo que es ideal como blanqueador, para limpiar una nevera maloliente, para desengrasar platos y mucho más.

Limpia el ventilador con una funda de almohada

Extiende la funda sobre el aspa y retira el polvo interior mientras tiras de ella hacia atrás. ¡Esto evitará que las partículas de suciedad caigan sobre ti!

Usa la carne como un condimento

A pesar de que utilizar la carne como alimento principal es muy socorrido, cuando la usas como un condimento (por ejemplo, en la sopa de pasta), ahorras mucho dinero.

Elimina las manchas pegajosas con aceite

Tatuajes temporales, manchas de zapatos... Vierte unas gotas de aceite sobre un paño, frota la mancha, ¡y verás cómo sale!

Utiliza jabón en las quemaduras

Que no cunda el pánico, ¡que tu cacerola sigue viva! Simplemente, llénala con agua caliente y unas gotas de lavaplatos, ponla a fuego lento, y después, utiliza una espátula para remover los pedazos quemados.

Duerme boca arriba

Esta posición divide el peso de tu cuerpo de forma equilibrada, lo que se resume en menos presión sobre tu columna vertebral. Además, también evitará que aparezcan líneas de sueño no deseadas (¡arrugas!) en la cara.

Elimina las malezas con agua hirviendo

Todo lo que necesitas es agua caliente del grifo, ¡y las malas hierbas desaparecerán! Consejo de experto: añade una cucharada de sal para que sea más efectivo.

Lava las paredes de arriba a abajo

De esta forma, el agua que corre sobre la superficie que está aún sucia dejará algunas ''rayas limpias'' que te ayudarán cuando llegues a esas zonas.

Agita los huevos duros

La clave para asegurarte de que la yema del huevo está cocida, es agitándolo. Cuando lo sientas más duro que una roca, ¡estará listo!

Saca brillo a la plata con pasta de dientes

Si esperas invitados pero no tienes un limpiador de plata específico a mano, frota un poco de pasta de dientes con un trapo, aclara, seca, ¡y listo!

Quita las manchas de la ropa con limón

Mezcla el zumo de limón con un poco de sal, aplícalo en la mancha y déjalo reposar durante media hora. Después, enjuaga la ropa con vinagre y agua tibia, y lávala de forma habitual. ¡Este limpiador es seguro incluso en telas delicadas!

Planifica las comidas

La razón por la que nuestras abuelas son unas auténticas chef, es porque han pasado mucho tiempo cocinando en casa. Pero... ¿por qué? ¡Pues porque es una forma estupenda de ahorrar dinero a largo plazo!

Limpia las joyas con agua mineral

Si mezclas el agua con un poco de lavaplatos y dejas tus joyas de oro a remojo durante cinco minutos, ¡eliminarás toda la suciedad!

Utiliza mantequilla de cacahuete para quitar los chicles

La próxima vea que tu hijo llegue a casa con un chicle en el pelo, utiliza la mantequilla de cacahuete para quitárselo. El aceite endurece el chicle, y de esta forma, ¡no tendrás que usar tijeras!

Exfóliate

Para mantener una piel sana y jugosa no necesitas cremas caras. Mezcla aceite de coco con azúcar y tendrás un exfoliante DIY ideal para acabar con las células muertas.

Utiliza ketchup para pulir el cobre

Por un poco de ketchup en un trapo, añade sal y frota el cobre. ¡Es el remedio perfecto cuando tienes prisa y no dispones de ningún producto de limpieza!

Hidrata tu piel

Cuando tu piel está hidratada, es más flexible y menos propensa a sufrir eczemas, arrugas, picazón e infecciones.

Compra en mercados

Aunque comprar en supermercados está bien, si lo haces en mercados locales ahorrarás mucho dinero. Y si vas a la granja directamente, tendrás por seguro que te llevas un producto bien fresco.

Limpia en días de lluvia

Aunque la primera tentación sea acurrucarte en el sofá, si aprovechas los días de lluvia para limpiar, ¡podrás disfrutar del aire libre cuando vuelva el sol!

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Trucos de hogar