Consejos para comprar los muebles y evitar errores deco

Un poco de organización puede ahorrarte mucho tiempo después. Tanto si estás comprando online como si vas a la tienda, esto es lo que necesitas saber.

image

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mide la altura de los muebles de tu habitación

Conocer la altura de los elementos que quieres puede ser clave para lograr el perfecto eliquilibrio. Por ejemplo, a la mayoría de la gente no le gusta que su mesa de centro sea más alta que el sofá, dice Blaustein. Pero si eres una persona que le gusta comer delante de la TV, es posible que quieras comprar algo más alto. El mismo problema puede aparecer con una cama y la mesita de noche si tienes un somier más bajo. Es sólo otro caso en el que conocer las dimensiones puede ser útil y ahorrarte un desastre en la decoración.

Acude a la tienda física

Cuando se trata de compras de textiles, alfombras especialmente, es mejor ir en persona. "Es tan difícil ver el color exacto en la pantalla del ordenador", dice Arnold. "Lo que ves rojo bien podría ser rosa sandía". Otro aspecto que pierdes al comprar online: la textura. Una alfombra gruesa, por ejemplo, podría resultar ser un incordio más tarde. "Quedan muy bien, pero pueden ser muy molesto si descubres después que entorpece la apertura de una puerta o mover las sillas", añade Blaustein. Conclusión: Decide siempre en la tienda física si una alfombra quedará bien en tu espacio.

Mantén la mente abierta al colocar los muebles

"Una cosa que le digo a mis clientes es que estén abiertos a probar dónde encajaría mejor determinada pieza", dice Arnold. Así que incluso si te enamoras de un mueble que no parece muy adecuado para tu sala de estar, podría ser sólo una cuestión de probar nuevas de ideas para una distribución diferente de tu casa, como por ejemplo el comedor o dormitorio principal. Al fin y al cabo, tu casa debe estar decorada para hacerte feliz. Si usted no puedes comprar lo que amas, ¿qué sentido tiene comprar?

Usa cinta azul para probar las medidas

Evita encontrar la pieza perfecta y que no encaje en el espacio cuando llegues a casa. Ahí es cuando comprobar las dimensiones te será muy útil. "A veces un mueble nos parece de una un tamaño en la tienda o en la foto, pero en realidad, podría ser completamente diferente", dice Sharon Blaustein, diseñadora de interiores. Ya sea que estés comprando online o en la tienda, coloca cinta azul en la habitación (marcando dónde estará el mueble) para ver cómo encajan las dimensiones del mueble en el espacio, sugiere Blaustein.

Recuerda: La proporción es lo importante

Si quieres que tu decoración destaque, tienes que apostar a lo grande. "Para las habitaciones más grandes, algunas personas terminan comprando muchas piezas grandes en vez de mezclar", dice Arnold. Pero no todas las piezas deben tener el mismo tamaño. "Se trata de encontrar el equilibrio entre piezas grandes y pequeñas, con los muebles de la habitación", añade.

La comodidad también es importante

Por mucho que estés tentada a comprar ese sofá ultra-elegante, puede que no sea el adecuado para tu nivel de comodidad o estilo de la habitación. "En mi experiencia, es mejor probar los asientos y tomarse el tiempo necesario para valorar las dimensiones", dice Blaustein. La mayoría de los vendedores ofrecen una profundidad estándar de 90 cm para un sofá, pero si eres más alto, es posible que quieras optar por algo entre 100 y 105 cm, dice Blaustein. Y a menos que tengas un salón súper moderno, las piezas más elegantes probablemente no sean la mejor elección. Pregúntate: ¿Cuál es el uso que le voy a dar al sofá? ¿Dónde lo voy a colocar? ¿Quién lo va a usar?

No abuses del mismo color

Si quieres que todas las piezas y muebles se complementan, no todo tiene que tener el mismo tono. "A veces la gente piensa que si coincide con el color va a quedar bien, pero puede llegar a ser demasiado", dice Jason Arnold, un diseñador de interiores con sede en Nashville. Se trata de encontrar un equilibrio que funcione para tu espacio. Si tienes un sofá clásico, por ejemplo, compra de una elegante mesa de centro, aconseja Arnold. Los opuestos se atraen, al fin y al cabo.

Planifica cómo meter los muebles en casa

Otra pregunta importante que hay que hacerse, especialmente para los habitantes de apartamentos o estudios: ¿Cómo vas a meter los muebles dentro de casa? Debes contactar con tu conserje para preguntar sobre las medidas del ascensor, sugiere Blaustein. Algunos vendedores también pueden ser capaces de desmontar o romper ciertas partes de los muebles -y reemplazarlos después- para ayudar a ajustar el artículo a través de tu puerta o pasillos estrechos. De lo contrario, es posible que tengas que renunciar al mueble. "Tenía un cliente que se encontró con este problema, así que llamamos a la empresa de mudanzas", dice Blaustein. "Dijeron que no había manera de que entrara, y terminamos no comprándolo". Es mejor estar segura que quedarte con una pieza cara que no puedes devolver.

No omitas las muestras

Tu sofá puede quedar muy bien en la pantalla del ordenador o en el showroom, pero en tu casa, podría quedar completamente diferente, sobre todo si se trata del color. La mejor apuesta: Pide en la tienda o en la web muestras de la tela. De esta manera puede hacerte una idea de cómo quedará el color con la luz de la habitación. Aunque algunas firmas pueden cobrar una pequeña tarifa, es mejor que equivocarte con un sofá de 5.000 € con un color equivocado, dice Blaustein.

Evita la compra impulsiva en internet

Mientras que comprar por internet desde casa puede que sea más fácil, también te arriesgas a comprar más por impulsos. Eso puede ser un error si terminas con un mueble que aborrecerás a largo plazo. "Siempre les digo a mis clientes que compren piezas que les hablen y que puedan vivir con ellos durante mucho tiempo", dice Arnold. Antes de apresurarte a comprar un mueble, tómate el tiempo necesario para pensar en lo que supondrá para ti y tu espacio. "Si te gusta, quedará bien en cualquier parte", dice Arnold.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ideas