Cortinas: Viste las ventanas de verano

Anímate a cambiar la forma de vestir las ventanas y toda la casa notará el cambio. Apunta estas propuestas; son cortinas originales, irresistibles y elegantes. Una declaración de intenciones de cara al buen tiempo.

1 de 12
Fusión de estilos

La mezcla de tejidos clásicos y actuales tiene mucho encanto; y si hay contraste cromático, se gana expresividad. Actualiza un estampado clásico con un visillo irresistible y novedoso. Gris translúcido con rayas verticales en color fresa, y con un vuelo tan generoso que se recoge a media altura en la cortina. Telas, de Pepe Peñalver: flores Peari (47,70 €/m), visillo Bekasi (46,85 €/m) y en la butaca, Velfashion (85,30 €/m). Lámpara (324 € en Ideas Luz). Mesa, de Usera, Usera (180 €).

2 de 12
Máxima frescura

Da un aire primaveral a la ventana con unos visillos fruncidos salpicados de flores multicolor. Son muy fáciles de hacer y con ellos crearás un rincón muy fresco. Elige una tela estampada sobre fondo blanco, para ganar luminosidad, y con una cinta que contraste, recoge cada paño en el centro. Tela Nishida, de la firma Designers Guild, en 1,37 m (109,74 €/m en Usera, Usera). Cinta de yute color fresa (0,43 €/m en Almacenes Cobián). Farolillo, de Ikea (2,99 €). Tirador, de Leroy Merlin.

3 de 12
Una cortina sofisticada

Las telas brillantes, como la seda natural, realzan los interiores. Si tienen un estampado llamativo y vibrante, transformarás la ventana en un elemento clave de la decoración. Seda, de Gancedo, en 1,40 m de ancho (81,96 €/m). Remate de barra, en forja con forma de pájaro (33,10 € en Usera, Usera). Anillas, de Icíar de la Concha.

4 de 12
Torradas

Las cortinas ganan cuerpo y volumen al ir forradas. Telas: estampado Parkmore, de Jane Churchill (123,17 €/m) y forro de terciopelo Escorial (49,40 €/m); ambas, en Gastón y Daniela. Barra, de Ikea. Plantas, de Leroy Merlin.

5 de 12
Cortinas livianas

Los tejidos que juegan con las transparencias y la luz natural tienen un encanto especial. Las caídas ligeras y vaporosas transmiten sensación de frescor. Visillo Ribbon, de Jane Churchill, mezcla de viscosa y poliéster, en 3 m (63,12 €/m en Gastón y Daniela).

6 de 12
Estampados

Las flores entrelazadas de esta cortina ofrecen una mezcla cromática muy novedosa. Gris plata y fucsia se alternan para crear un mural exclusivo que transmite dinamismo. Las flores son de tamaño medio, no llenan toda la tela y dejan espacio al blanco; por ello, son aptas para habitaciones amplias o con el espacio reducido. Colección Shetland, de Casadeco; cortina estampada, de algodón y lino, en 2,80 m (desde 69,50 €/m).

7 de 12
Paneles superpuestos

Si quieres transformar el ventanal en el centro de todas las miradas, alerna paneles lisos y estampados en la misma gama cromática. Otra opción es jugar con telas lisas del mismo color pero con una gradación de intensidad entre tonos pálidos y vivos.

8 de 12
Coloca dos visillos para controlar la entrada de luz

Así conseguirás más opacidad en las horas punta de sol. Visillos de Destiny: liso Marco y con canutillo, Tamara (desde 31 y 65 €/m); mezcla de lino y poliéster, en 3 m.

9 de 12
Paneles

Otro concepto que viene a sumarse a las opciones tradicionales para vestir las ventanas son los paneles correderos. Se recomienda un sistema con varias guías, una por caída, para que se puedan cruzar o superponer. Paneles (29,95 €/tres) y muebles, de Ikea.

10 de 12
Telas de fantasía

Estos motivos son todo un derroche de fantasía, que apetece tener en casa para levantar el ánimo. Con motivos florales, infantiles y geométricos, pertenecen a la colección de telas de la firma Marimekko. De arriba abajo, flores Gingko; animales Karkuteilla, verde lima Satula y círculos Taykamilly, en algodón (42 y 47 €/m en 1,44 m de ancho).

11 de 12
Adiós a las mantas de lana;

Ahora necesitas un plaid ligero. Tiene múltiples usos: para cubrir un sofá o una butaca o para taparte durante la siesta; también los hemos visto a modo de tapiz en las paredes o como cabecero... Capri, de la colección Granfoulard, de Bassetti; en 1,35 x 1,90 m (120 €).

12 de 12
Cambiar la ropa de cama es el primer paso para aportar sensación de frescor al dormitorio.

Con tejidos finos y naturales se duerme mejor. En la foto, funda Bourton, de la firma Designers Guild, para cama de 1,50 m de ancho. Es de algodón y alterna rayas anchas de varios colores con blanco (288,80 € en Usera, Usera).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Textil