Turismo rural en el campo palentino

El Mayorazgo dispone de tres casas rurales en la localidad palentina de Cordovilla de Aguilar. Su arquitectura, con elementos recuperados del siglo XVII, es el marco ideal para relajarse sin renunciar al confort.

image
1 de 11
Las tres casas comparten un jardín de 350 m².

En él se disfruta de una tranquilidad absoluta, en plena naturaleza y alejados del ajetreo de la ciudad. Muebles, de Casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 11
Al abordar la reforma,

también se recuperó la piedra de la fachada, oculta bajo un enfoscado basto. La piedra se limpió y se trató con cemento, arena y tintes en color tierra que uniformizan el aspecto exterior de las casas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 11
Si vas a El Mayorazgo desde Burgos,

toma la N-627 hasta Aguilar de Campóo. Una vez allí, continúa por la carretera en dirección a Brañosera. A la altura de Nestar, toma el desvío hacia Cordovilla de Aguilar. Cuando entres en el pueblo, sigue la calle que sale a la izquierda de la plaza.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 11
La Casa del Arco

debe su nombre al arco de entrada que tenía la vivienda más antigua del conjunto rural y ganadero original del siglo XVII. Durante las obras de rehabilitación se recuperaron los elementos estructurales, como el pilar de roble y las sólidas paredes de piedra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 11
Todas las casas

disponen de chimenea en el salón y de una leñera bien surtida para disfrutar de un buen fuego. Además, cada casa dispone de calefacción. El sofá, la mesa y la alfombra de fibra son de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 11
La entrada

Aquí se aprecia el nivel del suelo, que se excavó para salvar las irregularidades del suelo original.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 11
En la Casa del Arco

la cocina, separada por un murete de obra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 11
Algunos muebles tienen ese encanto singular propio de los diseños antiguos.

Es el caso de este cabecero, de forja, situado en La Casa del Arco. Los propietarios lo rehabilitaron y recuperaron toda su belleza original.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 11
La carpintería

interior es nueva, con puertas de paso, ventanas y frentes de armarios realizados en madera de pino. Sin embargo, el suelo y los techos de roble son los originales de los edificios, que se trataron contra la carcoma.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 11
La comodidad está garantizada,

ya que las tres casas disponen de cuarto de baño completo, como éste, de La Casa del Arco. Si lo que se busca es una sensación más intensa de relax, La Casa Montes dispone de una sala de hidromasaje.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 11
Las paredes interiores

se enfoscaron y se pintaron en color marfil para conseguir una sensación más cálida. Sin embargo, en algunas zonas se mantuvo la piedra vista. El resultado es un enriquecedor contraste de materiales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Hoteles