Vestir unas ventanas inglesas

Me he mudado a una casa nueva y no sé cómo vestir las ventanas del salón y de la habitación principal. Son un tanto peculiares ya que constan, una de cinco hojas y otra de tres, ambas dispuestas como si se tratase de un mirador o una vetana inglesa. Las paredes están pintadas en un tono crudo y los suelos son de madera. En el salón tengo dos sofás en blanco y los muebles los quiero en madera de cerezo. En la habitación voy a poner una cama y una cómoda en blanco. Me gusta la idea de vestir las ventanas con visillos en verde musgo, ¿qué os parece?

Como cada ventana está compuesta por varias hojas, pon una cortina en cada una de ellas, de manera que sean independientes, aunque el conjunto debe resultar unificado. Para el salón, opta por un visillo ligero —puesto que los muebles van a ser en un tono oscuro— en verde, como te gusta, pero sólo el visillo, instalado en rieles. Si los pones desde el techo, alargarás visualmente la distancia entre el suelo y el techo. Te hacemos una propuesta algo más atrevida: intercala un visillo en verde con otro en crudo. En el caso de la habitación, ya que los muebles son blancos, lo que concederá un aspecto muy romántico, escoge otras tonalidades diferentes. ¿Qué te parecen los lilas en una tonalidad pastel? Al ser una ventana más pequeña, sólo de tres hojas, pon un visillo central con algún estampado discreto y dos caídas —en una tapicería más tupida— en los extremos. Puedes recogerlas en los laterales si lo prefieres.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas