Elige tus armarios y organiza tu vestidor

Si cada vez que sacas una blusa está arrugada, algo falla dentro de tu armario. Descubre el diseño que mejor se ajusta a tu espacio y cómo organizarlo.

El primer paso a la hora de comprar un armario o encargarlo a medida es calcular las medidas básicas. La altura mínima es de 1,80 m, justo lo que necesitas para colgar chaquetones y vestidos largos. A partir de ahí, todos los centímetros que añadas se podrán utilizar como altillo. Para el fondo, calcula 50 cm; en los armarios con menos profundidad tendrás que colocar las perchas en diagonal para que no choquen con las puertas y perderás un valioso espacio de almacén.

Otro factor esencial es tener una buena visibilidad de lo que guardas en el armario. Ten en cuenta que, cuanto más busques, más posibilidades hay de arrugar las prendas. Para facilitar la visión, agrupa la ropa por categorías: blusas, camisetas, faldas, pantalones, vestidos… Y dentro de cada una de ellas, cuelga las prendas por alturas, de menor a mayor, así te resultará más fácil localizar la que buscas. Para evitar que se deformen los complementos, mete papel de periódico en los bolsos. Por último, si colocas una revista enrollada en las botas, la caña se mantendrá estirada.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Claves prácticas para armarios y vestidores

Tu ropa impecable. Te proponemos algunos trucos para aprovechar al máximo tu espacio; tus prendas te lo agradecerán.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vestidor de paso al baño

Fíjate qué buena idea a la hora de planificar los espacios. Si tu casa tiene la típica distribución antigua, muy compartimentada, puedes convertir una de las habitaciones en vestidor y utilizarla como zona de paso entre tu dormitorio y el cuarto de baño. En este caso, los armarios se completaron con frentes de madera; al ser de suelo a techo, alargan visualmente el espacio. Cuando las puertas están cerradas, el vestidor desaparece visualmente,
y dormitorio y baño quedan unidos por lo que parece un distribuidor amplio. Un galán de noche sirve para dejar preparada la ropa del día siguiente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vestidor detrás de la puerta

Una gran hoja corredera descubre un espacio organizado con baldas, cajones y barras para colgar la ropa en perchas. Si optas por colocar una puerta corredera escamoteable -que se oculta en el interior de la pared- podrás aprovechar todo el espacio para almacenar prendas y complementos, sin necesidad de dejar despejada la zona que ocuparía una puerta convencional. Firmas como Krona, Scrigno o Maydisa disponen de armazones para encastrar la hoja en la pared sin necesidad de doble tabique. Aquí, las baldas y cajones en blanco
no recargan el espacio. ¿El resultado? ¡El vestidor parece más despejado!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Percha para pañuelos

Recurre a soportes que te dejen ver su contenido de una simple ojeada. Como esta percha, con 10 orificios para colgar pañuelos. Percha (8,50 € en Howards Storage World).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cajas multiusos

Cajas de plástico trasparente para los elementos que ya no sabes dónde ubicar y que resultan muy prácticos por sus diversos tamaños. Cajas (desde 18,90 €); las encontrarás en La Oca.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Armario modular con ruedas

¿Tu armario aún está sin vestir? Una alternativa es buscar módulos que se adapten al espacio. Este, de Howards Storage World, combina barra y estantes. En 91 x 46 x 180 cm (169, 95 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cajonera para accesorios extraíbles

En los armarios siempre existe una zona a la que resulta complicado acceder sin agacharse. Habitualmente la parte inferior se aprovecha con cajones, pero todas las firmas disponen de accesorios extraíbles que permiten sacar partido a cada milímetro del interior sin esfuerzo. Pantaloneros, cestas, bandejas y zapateros se instalan sobre guías que, con un pequeño movimiento, se deslizan hacia el exterior y muestran
su contenido. ¡Incluso existen espejos extraíbles! Antes de comprarlos,
toma medidas y asegúrate de que no chocarán con puertas, bisagras o rodapiés que impedirían extraerlos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Organizadores interiores

Cinturones, collares, pendientes, pulseras, corbatas... ¿Estás cansad@ de ordenarlos para que en pocos días ninguno ocupe ya su lugar original?
Los complementos de pequeño tamaño se desplazan dentro del cajón en cuanto abres y cierras. Para mantenerlos en orden, existen organizadores interiores o, como en este caso, una bandeja
que impide que el contenido se mueva.
El modelo Komplement, de Ikea, incluye 18 compartimentos y es extraíble. Disponible en varios anchos, se puede completar con una alfombrilla protectora  para la base y con una balda de vidrio. En la medida de 100 x 58 cm (40 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Armario de tres frentes

Un armario no tiene por qué ser simétrico en su interior. El modelo de la colección Basic, de Leroy Merlin, tiene una zona ancha -con puertas tipo libro- y otra estrecha, con puerta batiente. Baldas, barra, pantalonero, cesta extraíble y zapatero se adaptan así mejor al espacio (340 €)

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Armario de pared a pared

Es la mejor forma de sacar partido al espacio. Un armario a medida se puede adaptar en caso de que haya pilares, retranqueos, irregularidades en la pared o incluso zonas del dormitorio con diferente fondo. Lo importante es aprovechar cada milímetro del interior mientras desde fuera da sensación de armonía. En este diseño los frentes con barrotillo en forma de cuadrícula transmiten orden. ¿Te has fijado en la iluminación? Como en esta zona el techo es muy elevado, sobre el armario se ha realizado una pequeña cornisa para instalar en ella focos empotrados que iluminen el contenido del armario.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Bolsa de tela para prendas delicadas

Las prendas delicadas se pueden enganchar con corchetes o con las guías del cajón. Protégelas dentro de una bolsa de tela como esta (10,95 €), de Derrière la Porte.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Caja para calcetines

Si ya no tienes más cajones libres, recurre a cajas. Las de polipropileno que tienen asa son muy resistentes. Modelo para calcetines, de la firma Derrière la Porte (19,95 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Armario con espejo

Al margen de que en él podrás supervisar lo bien que te quedan tus estilismos, un armario con puertas de espejo multiplica la luz natural y consigue que el dormitorio parezca más profundo gracias a su poder reflectante. El modelo Tyssedal, de Ikea, combina frentes de espejo con una estructura blanca que potencia aún más los efectos de luminosidad y amplitud. Con una balda y una barra, incluye patas regulables en altura para equilibrar cualquier pequeño desnivel que
tenga el suelo del dormitorio. Sus medidas: 88 x 58 x 208 cm (299 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Puertas para armario de cristal

Salvo que seas un amante del orden, los armarios con puertas de cristal que dejan a la vista su contenido también delatan jerséis doblados con prisa, bolsos caídos o vestidos sin planchar. Las versiones más actuales optan por frentes con cristales translúcidos, en los que el interior solo se adivina en forma de sombras sutiles. Sin embargo,
las cortinillas ofrecen una opacidad absoluta. Ideales para casas country chic, añaden encanto al armario. Pero si prefieres un diseño actual, opta por telas con efectos metalizados y estira las cortinillas en lugar de fruncirlas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Armario para separar ambientes

Los dormitorios tipo suite, con el baño integrado, son tendencia. Pero el paso de la zona de descanso a la de aseo plantea dudas: ¿mejor con puerta o sin ella? Si al final prescindimos de hoja para que el espacio parezca más amplio, ¿cómo se puede garantizar la intimidad? Un armario a medida es una forma excelente de separar ambientes. Estos frentes de suelo a techo, lacados en blanco y sin tiradores -las puertas se abren con un sistema de clic- se funden con la pared. El armario parece un tabique, pero tiene más dinamismo gracias a los altillos, alineados con la altura del vano que da paso al baño.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tiradores para puerta

Pon tu armario a la última. Las letras son tendencia. En cartón, metal o papel, decoran paredes, baldas y muebles. Tiradores de la firma Nordal (8,73 € c/u).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Dormitorios