Dormitorios con zona de trabajo o estudio

Un rincón del dormitorio es más que suficiente para organizar una zona de estudio o de trabajo. En función del espacio, es posible planificar desde una mesa mini hasta un despacho bien equipado.

image
1 de 12
El despacho

¿El dormitorio es amplio? Aprovecha para colocar una gran mesa y completarla con librerías para organizar el material de trabajo. De Ikea: escritorio Alve, en 1,52 x 0,65 x 0,74 m (269 €); librerías Alve, en 0,82 x 0,33 x 2,06 m (169 € c/u) y silla Gregor (89,90 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 12
Para espacios mini

La solución ideal es realizar una zona de trabajo que rentabilice cada milímetro. Aquí, en el espacio que debería ocupar la mesilla, se realizó un mueble de suelo a techo con estantes y una mesa extraíble. Es un diseño de Itzíar Echebarría.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 12
La cama, ni verla

Los expertos en técnicas de optimización del estudio aseguran que el escritorio se debe situar de forma que, una vez sentado ante él, no se tenga una visión directa de la cama. Así se evita la tentación de abandonar la tarea para ir a echar una cabezadita; en especial, si se trabaja de noche. Cama Leirvik, en 1,68 x 2,09 x 0,98 m (99 €); tocador Hemnes, en 1 x 0,50 x 1,59 m (199 €) y cómoda Hemnes (249 €). Todo, de Ikea. Si tu idea es integrar el escritorio, busca un acabado similar, bien a la carpintería -armarios, puertas y ventanas-, bien a la pintura de la pared en la que vayas a adosar la mesa. Por el contrario, si prefieres que destaque, opta por un modelo en un color que contraste con el ambiente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 12
Los detalles

Al estar ubicado en el dormitorio, el escritorio puede admitir complementos primorosos acordes con esa atmósfera de intimidad que envuelve el ambiente. Una lámpara delicada, un jarroncito de boca ancha para guardar los bolígrafos o una flor fresca dentro de un vaso labrado darán un encanto especial al rincón de trabajo. De la firma Tine K Home: lámpara Faberge (299 €), jarrón metálico de 11 cm de alto (48 €) y vasos con filo metálico y con filigranas blancas (5 € cada uno).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 12
Tocador y zona de trabajo

La misma mesa te puede servir para las dos funciones. Basta con incluir un espejo que se retire con facilidad cuando necesites despejar la superficie. De la firma Homes in Heaven: escritorio modelo Una, en 1,05 x 0,52 x 0,82 m (575 €), espejo (275 €) y silla Mayer, con respaldo de rejilla y asiento tapizado (365 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 12
Si vas a utilizarla a diario, conviene que la mesa tenga una buena superficie de trabajo.

El escritorio Xin, de la firma Artcromo, incluye dos cajones y una bandeja extraíble para el teclado del ordenador. De madera maciza de olmo, mide 1,40 x 0,60 x 0,80 m (1.170 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 12
Para trabajar con toda comodidad sin recurrir a la típica silla de oficina.

Este modelo, de la firma Homes in Heaven, combina un diseño cuidado con la funcionalidad necesaria para utilizarlo durante horas sin cansarse. Silla con brazos y ruedas (490 € aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 12
En un rincón independiente

Una opción que da dinamismo al dormitorio consiste en crear dos ambientes distintos: descanso y trabajo. Para delimitar mejor el espacio asignado a cada uno, juega con los revestimientos. Aquí se combinó pintura de la colección Color Mix, de Bruguer (27 €/4 l) en tonos diferentes: negro y blanco enmarcan el escritorio y la silla, y un atrevido rojo añade calidez a la zona de la cama.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 12
Bajo la ventana

Cuando la distribución lo permite, es una ubicación excelente para el escritorio, ya que facilita la posibilidad de trabajar con luz natural. Así cuidarás la salud de tus ojos, ahorrarás en la cuenta de la luz y ayudarás al desarrollo sostenible del planeta. De la firma Laura Ashley: juego de escritorio, en 1,25 x 0,42 x 0,77 m más taburete, en 45 x 37 x 48 cm (1.565 €) y nórdica Katie (80 €). Los escritorios que tienen el sobre en forma de media luna, como el de la imagen, facilitan la circulación y ocupan menos espacio que los diseños rectangulares. De ahí que sean una buena opción para dormitorios estrechos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 12
La pared

Es una gran aliada como superficie de almacenaje vertical para tener a mano y a la vista citas pendientes, facturas... Mesa Factory, de hierro, en 1,20 x 0,65 x 0,76 m (449 €); pizarra Patchwork, en 50 x 70 cm (69 €) y portanotas (3,5 € c/u). Todo, de House Doctor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 12
Incluso el material de trabajo

puede ser muy decorativo si se organiza dentro de cajas (53 € el juego de 3) y de un archivador (9 €) con gracia. Como éstos, de Laura Ashley.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 12
Una buena iluminación es fundamental.

Las lámparas orientables permiten modificar la posición de la pantalla: Photographic, metálica (25 € en Habitat) y Sofía, de KA International (120 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Dormitorios