Colores intensos para pintar las paredes

¿De qué color puedo pintar las paredes de mi casa? Me gustan los colores vivos y fuertes, como el rojo, el verde o el berenjena, pero no sé cómo puedo combinarlos. Si pinto todas las paredes de una habitación de uno de estos colores, resta demasiada luz ¿verdad? Sin embargo, pintar sólo una pared y el resto de blanco pienso que es más sucio. Necesito consejo para las tres habitaciones, cocina, estudio, pasillo, recibidor y salón-comedor.

Para utilizar colores tan intensos como los que te gustan, debes tener en cuenta la luz que recibe cada estancia, la decoración —debe ser de líneas rectas o resultará muy recargada—, los complementos y el efecto que quieres conseguir. La mejor opción es combinar sólo una o dos paredes, una franja vertical u horizontal o una columna o pilar en uno de estos tonos y el resto en uno neutro. Los blancos, en toda su variedad, son los que más luminosidad aportan y, si eliges una pintura plástica, podrás limpiar con facilidad las manchas o rozaduras concretas. En cuanto a los colores más apropiados para cada habitación está en función de tus preferencias y acabado de los muebles. Recuerda que los tonos cálidos son más recomendables para las zonas de día, mientras que los fríos —aunque matizados— invitan a la serenidad por lo que resultan ideales para las áreas de descanso. Aún así, siempre hay muchos matices, pues una habitación en la que predomine un tono neutro con pinceladas en berenjena puede resultar muy acogedora.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas