Cuartos con usos diferentes

Tengo dos niños de 4 y 18 meses, respectivamente. Hasta ahora, por los horarios y ritmos de cada uno, dormían en habitaciones separadas. Ahora que el pequeño va a pasar a la cama me planteo si es preferible mantener dos habitaciones, una para cada uno de ellos, o ubicar la zona de descanso de los dos en una habitación y reservar la otra para zona de estudio y juegos. Por la irregularidad de la planta tengo claro que he de recurrir a muebles a medida, pero quiero que quede bien distribuida y con espacio de almacenaje. Una de las paredes es todo un ventanal.

Por las dimensiones y el uso que van a hacer los pequeños de las habitaciones, hemos proyectado una habitación como zona de descanso con las camas y el armario, y otra como cuarto de juegos y estudio, ya que por sus edades van a compartir mucho tiempo de juego. La habitación más grande es la de descanso, con dos camas en L, una de ellas, la que queda a la izquierda según se accede, levanta más del suelo con cajones de almacenaje. El armario es el original de la vivienda. Junto a él, un módulo librería para los cuentos. Así no quedan huecos muertos. En la esquina que queda entre las camas, un módulo de almacenaje, como un baúl con apertura superior, para guardar juguetes. Además, la tapa servirá de apoyo, a modo de mesilla. En lugar de lámparas de mesa, hemos colocado dos focos colgantes en el techo, justo encima. Será más práctico cuando tengas que abrir el módulo. La segunda estancia, algo más pequeña, quedará más despejada como cuarto de juegos. Hemos ampliado el armario, para que tengas más espacio de almacenaje. También puedes eliminar el armario actual y colocar uno a medida con almacenaje y estantes. Ahora, vendrá bien un módulo con gavetas para los juguetes y una mesa pequeña (abatible) para sus ratos de pintura. En un futuro, podrás colocar un escritorio corrido en forma de L debajo de la ventana.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas