Un dormitorio con vestidor

Mi habitación mide 2,40 x 4 m. En una de las paredes largas, tiene una ventana con un radiador debajo y otro ventanal con la salida a un balcón. En la otra, hay una puerta que comunica con el baño —puerta corredera— y otra por la que se accede al dormitorio. El suelo es de tarima negra. ¿Cómo distribuyo los muebles? ¿Cómo la decor? ¿Hago un vestidor o un armario?

Te hacemos dos propuestas en función de algunas características de la planta de tu habitación. En una de ellas hemos colocado la zona de descanso al fondo de la habitación, con una cama de 1,35 m de ancho y dos mesillas —te recomendamos algo ligero de tamaño reducido ya que no hay mucho espacio, como dos cajones o baldas voladas—. Si puedes, instala las lámparas en la pared. La pega es que tienen que abrir las puertas por las que se accede al balcón. Al entrar, el vestidor, delimitado por tabiques fijos de cristal al ácido, sin puerta para que el calor del radiador se distribuya. Tienes que dejar espacio para que abra la puerta de acceso, si no puedes hacerla corredera. En la segunda opción, te encuentras la zona de descanso, pegada todo lo posible a la pared y apoyada la cama en un murete que no llegue al techo. No tendrías mesillas, ya que hay que dejar un paso hacia la zona de vestidor, al otro lado del tabique. Lo bueno es que así el vestidor comunica directamente con el baño. En cuanto a la decoración, opta por tonalidades grises, platas y blancos con notas en morado. Un combinación actual y que coordina perfectamente con el suelo negro que tienes.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas