Claves para decorar tu dormitorio con un estilo único

La decoración del dormitorio, una de las habitaciones más personales de la casa, es muy importante para crear un remanso de paz, relax y descanso. Anota todas las claves.

Dormitorio moderno decorado en blanco
Hearst

La decoración del dormitorio, una de las habitaciones más personales de la casa, es muy importante para crear un remanso de paz, relax y descanso. Anota todas las claves.

Dormitorio de estilo clásico actualizado con estampados

Todo, de Car Möbel.
Hearst

La cama de esta habitación es, sin duda, elemento protagonista. Recuerda a esos modelos en madera oscura que había en las casas de nuestras abuelas. Sin embargo, el color claro aligera el mueble y resalta la belleza de sus formas. El uso del blanco en distintas tonalidades -puro, roto, hueso- y el negro en mobiliario y complementos, es uno de los grandes aciertos decorativos. También lo es el empleo de textiles y estampados, tan de moda, como la colcha floreada de bouti, los almohadones acolchados, el puf étnico...

ANTIGUO, PERO MODERNO: El cabecero y el espejo recuerdan modelos retro, pero sus acabados "nórdicos" son muy actuales.

Cabecero de mosaico

Zócalo de Hisbalit.
Hearst

Muchas veces, basta con un cabecero vistoso para dar personalidad y estilo a un dormitorio. No se necesita nada más. Así se ha hecho en esta habitación, en la que se ha recubierto la pared del cabezal con un llamativo y alegre zócalo realizado en mosaico de vidrio. Decora por sí mismo, aporta luz y color.

Coordinados vibrantes, un dormitorio colorido

Interiorismos de Pip Studio.
Hearst

La armonía de colores es fundamental para obtener un buen resultado estético. En este ejemplo las delicadas flores estampadas en tonos azules y rosas, a juego con el fucsia de la butaca, el diseño en flor de su respaldo y el tacto aterciopelado del tapizado quedan fantásticos. ¡Un diez!

Habitación ibicenca para dos: ¡instala un mueble de obra!

Alfombra de Lorena Canals.
Hearst

Una solución fantástica y a medida. El mobiliario de este cuarto compartido por hermanos es de obra y forma un conjunto compacto: las camas con sus cabeceros y la mesa, situada bajo la ventana, son un todo. De esta manera, se aprovecha el cien por cien del espacio y aún queda un pasillo central para moverse cómodamente. Una alfombra de pelo largo, las mantas y cojines de estilo rústico, y los elementos de mimbre y ratán, completan un atrezo típicamente ibicenco y desenfadado. ¡Nos encanta!

CABECERO-REPISA: Estos prácticos cabezales también sirven como estante para libros, fotos, etc.

Mix de muebles, formas rectas y curvas

Hearst

En este dormitorio de tonos claros, que inducen al sueño, se ha jugado con una decoración que combina muebles de líneas rectas -banco al pie de la cama, mesillas-nido-; formas curvas -silla, espejo-; y mixtas -cabecero-. ¡Súper original!

Dormitorio blanco: fluido, luminoso

Hearst

¿Te gustan los espacios diáfanos y tranquilos? ¡Apuesta por el blanco! Paredes, suelos, muebles en este color aportan luz, amplitud espacial y ligereza. Pero, para que el ambiente no sea demasiado "plano", añade algún detalle más intenso, como un cuadro, unos cojines... creará un potente punto focal.

Texturas en contraste

Hearst

Podrás disfrutar de una decoración impactante, echando mano de recursos sencillos pero efectistas. Viste mucho la cama -colchas superpuestas y variados cojines-, y elige una mesilla que ponga un contrapunto sorprendente, como ésta de acabado en acero y estilo industrial.

Un dormitorio de campo y de ciudad

Hearst

La deco de esta habitación encaja tanto en ambientes camperos como en pisos urbanos. Esta versatilidad se ha conseguido recurriendo a motivos botánicos, y los complementos, típicamente rústicos, que han colonizado también los interiores urbanitas: el cabecero de esparto, el banco de enea... ¡Qué bien queda esta fusión!

Suaves tonos otoñales

Dormitorio de La Redoute.
Hearst

Si te gusta cambiar el look del dormitorio en cada una de las estaciones del año, nada más fácil que sustituir textiles y complementos. En este ejemplo, el otoño se ha trasladado a la habitación mediante la ropa de cama en tonos arena, caldero... y auxiliares de fibras naturales, como la bella alfombra vegetal.

LÁMPARA ABIERTA: La luminarias sin pantalla que matice la luz deben llevar una bombilla de poca intensidad.

Un dormitorio en relajante azul

Hearst

Colores fríos, como el azul y el verde, son muy apropiados para decorar habitaciones de descanso, porque nos conectan con elementos de la naturaleza tan sedantes como el mar o el cielo. Los colores cálidos, si son muy potentes, como el rojo, el amarillo o el naranja, úsalos en detalles.

Muebles recuperados y soluciones DIY

Cama de Kenay Home y mesilla de Kave Home.
Hearst

No hay trabajo más gratificante que diseñar uno mismo los muebles y complementos que decoran tu casa. Además, con muy bajo presupuesto consigues un dormitorio muy personal y a medida de tus necesidades. Como éste de la foto. El cabecero de la cama y la mesilla, pueden servirte de inspiración para fabricar tus propias versiones. El cabezal, con lamas de madera y pintura azul muy aguada. La mesilla, con tres o cuatro cajones de cómodas o muebles antiguos, dispuestos en torre...

UN PLUS DE LUZ: Llama la atención las dos lámparas de techo además del flexo de la mesilla.

Textiles y fibras envolventes

El cabecero tapizado es de HS Decor; cojines, de Andrew Martin y Nya Nordiska, y la alfombra, de Lorena Canals.
Hearst

Rodéate de tejidos naturales para crear un "ecosistema" saludable que te ayude a relajarte. Algodón, lana, suave chenilla... este espacio tan bonito es una buena muestra.

Aprovechar el espacio

Todo, de Ikea.
Hearst

Las camas-nido son perfectas, por su sencillo diseño y su tamaño, para adaptarlas a espacios reducidos o con peculiaridades arquitectónicas. En este cuarto de techos inclinados encaja como un guante. Una mesa de peana y una alfombra... ¡y listo!

¡VIVAN LOS COJINES! Pon muchos en la cama, combina colores en contraste -rosa y gris-, estampados, formas...
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Dormitorios