Dormitorio con dos camas colocadas en L

No suele ser una distribución habitual, pero cuando las paredes tienen la longitud suficiente, situar las camas en ángulo es una solución perfecta para un dormitorio compartido. Gracias a ella, dos hermanos disfrutan en este cuarto de una amplia zona de juego.

1 de 11
Las paredes

Pa Capdevila diseñó un zócalo de DM lacado para proteger la zona inferior. Sobre él, un papel de rayas da sensación de altura. Zócalo realizado por Basora y de la Osa. Papel Inaltera, de La Maison (68 €/rollo).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 11
Estanterías

Esta pequeña estantería adosada a una de las camas sirve de cabecero y de mesilla de noche. Como no tiene mucha altura, a los niños les resulta fácil colocar sus libros y juguetes en los estantes sin ayuda de los mayores, lo que les permite estimular su sentido de la autonomía.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 11
Zona de juego en el dormitorio

Los niños disponen de un espacio libre envidiable con dos zonas: una despejada -entre las camas adosadas a las paredes- para jugar sobre la alfombra, y una segunda, junto a la terraza, que se amuebló con una mesa y sillas a su medida. Las camas son un diseño de la decoradora Pía Capdevila, realizado en DM lacado por Basora y de la Osa. Colchas, confeccionadas por Patch-mon, con tela Sarja (190 € c/u).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 11
La mesita de la zona de juegos

se situó junto a la ventana y la puerta de acceso a la terraza, para que los niños dibujen con luz natural. Cuando empieza a anochecer, una lámpara de pie proporciona la iluminación adecuada. Mesa Lack, de Ikea (9,90 €). La lámpara con el pie de madera lacada en blanco y la pantalla de lino azul, a tono con los estores y la ropa de cama, es de La Maison.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 11
Zona de juego

La zona de juego se completó con una mesa y unas baldas en esquina. En el futuro, podrá servir para que los niños hagan los deberes. El juego de revestimientos, con zócalo y papel, se repitió para integrar esta zona, alejada de la de descanso, en la decoración del dormitorio.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 11
Cajón debajo de la cama

Perfecto para guardar sábanas y la almohada de la cama de invitados. Ten en cuenta que para acceder a su interior con comodidad, por delante del cajón deben quedar, al menos, 80 cm libres.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 11
Camas en ángulo

El ángulo que quedaba en la esquina se aprovechó con un arcón con capacidad de almacén que sirve de mesilla compartida. Las camas incluyen un cajón y una cama extra, respectivamente, para invitar a los amigos. Dado realizado con lino (40 €), de la firma Jardin D’Ulysse.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 11
Estores

Son idóneos para dormitorios a los que les da mucho el sol, ya que su sistema de apertura vertical permite matizar la luz en función de la hora. Estores de lino azul con una cenefa, de Patch-mon (120 € c/u).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 11
Cubrerradiador

El cabecero de una de las camas es una estructura de DM con dos compartimentos: uno oculta el radiador, y el segundo incluye estantes. Una encimera común los unifica y ofrece más superficie de apoyo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 11
¿Mesa o banco?

Se puede utilizar tanto para dibujar y hacer deberes como asiento extra si encima se colocan unos cojines tipo colchoneta. El espacio de debajo se aprovecha para guardar los juguetes de mayor tamaño dentro de cestas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 11
Plano del dormitorio

La diseñadora Pía Capdevila fue la encargada de la decoración de este cuarto para dos hermanos.
1 Camas. Se colocaron en forma de L entre la puerta de acceso al dormitorio y la de la terraza. El espacio en la esquina se aprovechó con un arcón-mesilla.
2 Zona de juegos. Compuesta por dos partes, una despejada entre las camas, para que los niños se muevan con libertad, y otra formada por una mesa y sillas.
3 Mesa en esquina. Ocupa el espacio entre la puerta y la ventana. Su diseño, también en L, equilibra la disposición en ángulo de las dos camas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Niños