Un dormitorio a la medida del bebé

La pequeña Noa tenía prisa en nacer, y llegó antes de lo previsto; por eso su habitación tuvo que adecuarse con muebles y juguetes especializados que permitieran estimular su motricidad cada día.

image
1 de 10
Rincón de mayores

Como Noa requiere mucha atención, sus papás se reservaron un espacio para estar con ella y supervisar sus movimientos al tiempo que revisan el correo o trabajan un poco. Mesa Dave (19,99 €), de Ikea. Silla Panton, de Vitra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
Juguetes para la estimulación y libros para ayudarte

Como rulos inflables, para fortalecer abdominales y sonajeros de muñecas, para agilizar el uso de ambas manos. Los puedes adquirir en Imaginarium, Ikea y Mothercare. La lectura de los manuales sobre temas de psicomotricidad, como Todo un mundo de sensaciones y Todo un mundo por descubrir; ambos, de la Editorial Pirámide.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
Un dormitorio alegre

Los dormitorios de niños con necesidades especiales son tan bonitos como cualquier otro cuarto infantil. Alegre y luminosa, la habitación de Noa está decorada con diseños nórdicos y de estilo pop. La cuna ovalada es el modelo evolutivo Sleepi, de Stokke. Y los cojines de Caperucita Roja, son de Les Contemplatives.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Cochoneta para ejercitar la motricidad

La clásica alfombra se sustituyó por una colchoneta donde Noa realiza a diario ejercicios de motricidad. Adquirir un modelo seguro, práctico y bonito fue una ardua tarea. Este diseño a medida, plegable y dividido en tres partes iguales, lo reunía todo. Se llama Arcoiris y es de ELK Sport, una tienda online especializada.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Dormitorio en tonos rosas y rojos

Del rosa al rojo. Javier pintó la habitación en dos colores y pegó el vinilo de “Caperucita Roja”, un diseño de Ocechou para Les Contemplatives. Junto a la cuna colocó a gusto de Sonia, que dirigía las operaciones, la cómoda y el cambiador, de Prénatal.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
Un espacio creado para sus necesidades

Noa acude a sesiones de fisioterapia y estimulación en un CAT (Centro de Atención Temprana), y completa los ejercicios en su cuarto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
Juegos para ella

Sobre la mesa, el juego laberinto Mula (9,99 €) y los vasos apilables (1,99 €/unidad), de Ikea, permiten desarrollar las habilidades motrices. Mesa Lack (12,99 €), de Ikea. Sillas modelo Panton junior, de Vitra. Estantería con tres niveles, barra y pizarra para clasificación (57,90 €), de venta en Vertbaudet.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Silla evolutiva

Con las pautas del terapeuta, los papás de Noa han aprendido a fabricar juguetes caseros de estimulación temprana. Por ejemplo, fijar en las paredes fichas con imágenes y colores; meter figuritas pequeñas de madera en una botella vacía para que el bebé las mueva, o atar los juguetes con cuerdas finas para que, al tirar de ellas, los atraiga hacia ella.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
Ejercicios frente al espejo

Con la ayuda de mamá, Noa realiza los ejercicios que su terapeuta le manda; los hace frente al espejo, para corregir postura. El juego es parte de la terapia: dados sonajero, de Imaginarium (17,95 ) y pelota de pinchos, de Mothercare.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Plano de distribución del dormitorio

Con la ayuda de mamá, Noa realiza los ejercicios que su terapeuta le manda; los hace frente al espejo, para corregir postura. El juego es parte de la terapia: dados sonajero, de Imaginarium (17,95 ) y pelota de pinchos, de Mothercare.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Niños