Dormitorios infantiles con muebles muy funcionales

Plantear la decoración y la distribución de un dormitorio juvenil es fácil, si se eligen muebles modulares: literas a la carta, camas abatibles y compactas, librerías y escritorios en medidas y diseños variados...

image
1 de 7
Litera en ángulo en tonos verdes

Con una litera en ángulo se gana espacio de almacén extra debajo de la cama alta. Se puede aprovechar con una cómoda, un armario bajo, una librería auxiliar, etc. En este dormitorio, la cama inferior dispone, además, de cuatro cajones con gran capacidad. Composición del programa Curvo, de la firma Indema Juvenil, en madera maciza con tintes naturales. Cama alta, con estructura y escalera (1.000 € aprox.), cama baja (580 € aprox.), cajones (670 e aprox.), quitamiedos (100 e aprox. cada uno), librería (1.000 € aprox.) y estantes (48 € c/u aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
Habitación infantil con litera en blanco y azul

Pregunta por la carta de colores de los muebles; te llevarás sorpresas. Lo habitual es combinar blanco o madera con frentes de uno o más tonos. Composición de la firma Cache Cache, en pino macizo, pintado a mano, en 24 colores. Los frentes están decorados con motivos en pasta de papel: cama alta con escalera (975 € aprox.), quitamiedos con motivos (203 € aprox.), cama baja (691 € aprox.), cajonera (329 € aprox.), arcón (698 € aprox.), lámparas (92 y 210 € aprox.) y mural (108 € aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
Estantería modular sobre cama volada

Eleva la cama para colocar debajo un armario y una librería. En un solo frente puedes concentrar zona de descanso, de almacén y de estudio. Con los programas modulares los diseños son a la carta. Aquí, una parte de la cama queda volada y la otra se apoya sobre un armario con cajones y una librería de dos cuerpos que se prolonga y crece hasta llegar a una altura de 2,40 cm; y, para hacer el espacio aún más funcional, una de sus baldas se convierte en un escritorio, de 1,60 x 0,70 m. Programa Nerva, de As Dara, en blanco y con frentes texturados en gris (1.540 € aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
Habitación juvenil con litera

Decídete por una litera, si quieres ampliar las zonas de juego y de estudio. Es una buena solución en un dormitorio compartido y con el espacio justo. La litera ocupa lo mismo que una cama convencional, aunque su altura es muy superior. Por ejemplo, en un dormitorio con 9 m², quedarían unos 7 m² libres para zona de juegos, estudio, armario empotrado... Recuerda que la distancia entre los somieres de la litera, así como entre el somier superior y el techo, debe ser de, al menos, 95 cm para que los dos niños se puedan incorporar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
Habitación juvenil con estantería volada en color naranja

Convierte el dormitorio en una zona de estar informal, con color y buenas ideas. Delimita las zonas de descanso y estudio mediante el color, y amuéblalo con diseños depurados y versátiles. Naranja azafrán y blanco separan visualmente las dos zonas. En la de descanso se diseñó una composición volada, que podía ser de salón. Con una plataforma en ángulo, se aprovecha el espacio entre la cama y el escritorio. Muebles de Avant Haus, en madera y laca (desde 3.299 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
Habitación juvenil con cabecero-estantería

La cama y el escritorio se pueden adaptar a cualquier tipo de dormitorio. El cabecero de esta composición es la pieza que sirve de unión entre la cama y el escritorio, para aprovechar al máximo el espacio, sin dejar esquinas o rincones vacíos. El cabecero se prolonga y se convierte en un panel, que hace las veces de estantería y de mesilla; además, sobre él se apoya un escritorio, que forma una L con la cama. Programa Intro, de Kibuc; composición con cama con cajones, escritorio, cabecero y armario; sin cómoda (1.951 € aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
Habitación juvenil con cama abatible y escritorio

Con una cama abatible y elevada se gana una zona de estudio extra. El diseño de esta composición es clave; consta de una estructura métalica, con un somier abatible que permite colocar debajo un amplio escritorio. La cama tiene 2,12 m de largo y, cerrada, sólo sobresale 31 cm; su base con la escalera vista es, además, muy decorativa. Programa Top Junior, de la firma BM, en roble y oliva, y disponible en dos acabados de madera más y 17 colores. Precio según composición.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Orden en casa