Decorado en tonos pastel

Toma nota de esta idea, si quieres personalizar el cuarto de tus hijos: pinta una pared a rayas. El resultado es espectacular.

image
1 de 10
Los muebles

Para no dificultar el paso de la luz se eligieron muebles bajos acabados en blanco. Además, este tipo de módulos permite dejar a la vista la decoración de una de las paredes, pintada a rayas en cálidos tonos pastel. Cama nido, en 2 x 0,98 x 0,70 m en El Sitio de Alejandra. Funda nórdica para cama de 90 cm de Designers Guild en Ambardí. Alfombra Sabina, en 1,40 x 2 m y estor, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
Las fundas nórdicas son una alternativa interesante a la ropa de cama tradicional.

Sirven como colcha y sábana al mismo tiempo y facilitan tanto la tarea de hacer la cama que tus hijos ya no tendrán excusa para dejar su cuarto ordenado por la mañana. Funda nórdica reversible para cama de 90 cm en Textura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
Escritorio

Elige una mesa amplia y con una cajonera incorporada donde guardar los útiles de escritorio. Mesa en color crema. Mide 1,10 x 0,50 x 0,75 m en El Sitio de Alejandra. Silla de PVC, de Paco Capdell. Portatarjetas de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Las lámparas

de techo pueden convertirse en un elemento decorativo más para la habitación de tus hijos. Busca un modelo acorde con el estilo que hayas elegido. Pantallas decoradas con motivos geométricos en azul y lila de venta en Ambardí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Si lo prefieres, destina el color a los complementos;

así podrás renovar la decoración fácilmente y sin invertir mucho dinero. Alfombra de lana en varios tonos de verde. Mide 1,40 x 2 m en Ambardí. Cojín de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
Cómoda de cajones

Si después de ubicar la cama y el escritorio te queda espacio, coloca una cómoda; te vendrá fenomenal como complemento para el armario. Si está cerca de la cama, también la puedes utilizar como mesilla de noche con una lamparita. Cómoda laqueada en color crema. Sus medidas son 90 x 50 x 89 cm y en El Sitio de Alejandra. Lámpara en La Oca.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
El armario

Opta por un modelo con puertas y estantes abiertos, si quieres que tenga un aspecto ligero. La zona de estantes se puede utilizar como librería o para guardar jerséis y complementos doblados. Armario compuesto por dos módulos de 1,90 x 0,40 x 0,70 m cada uno; en VTV. Cortina de Designers Guild en Ambardí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Almacenar

Saca partido a las paredes con módulos de reducidas dimensiones. Como estos armaritos cuadrados con las puertas pintadas a tono con las rayas de la pared. Cubos modelo Förhöja de Ikea, en 30 x 30 x 15 cm.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
La cama

Aunque tus hijos no compartan habitación, no descartes colocar una cama nido; seguro que dentro de poco querrán invitar a algún amiguito a dormir. Además, mientras no la necesites, la segunda cama no ocupará espacio. Cama nido en 2 x 0,98 x 0,70 m en El Sitio de Alejandra. Ropa de cama de Designers Guild, en Ambardí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Fomenta su afición por los libros

desde pequeño creando un confortable rincón de lectura en su cuarto. Basta con una butaca cómoda y una lamparita. Butaca de diseño actual tapizada con tela escocesa de Ambardí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo