¡Hora de jugar!

Fomentemos, en la medida de lo posible, ese ingenio inocente de los niños. Para ello, lo ideal es recrear espacios seguros donde dotar de alas a su imaginación.

image
1 de 10
Feliz acampada

Tener su propio refugio, su cabaña privada, es algo fascinante para todos los niños. Si no dispones de jardín para que acampen al aire libre, deja que lo hagan en su propia habitación o en el salón, con un diseño algo más coqueto.
Lo ideal es que la tienda de campaña sea fácil de montar y recoger, para que la experiencia resulte un completo éxito.

La ventaja de acampar bajo techo es que pueden invitar a un amigo a dormir cualquier día del año. Esta tienda con laterales de algodón rosa se puede adquirir en Car Möbel (139 €). 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
A su medida

Animar a los niños a ejercitar la imaginación les hará mucho más creativos y resolutivos en el futuro. El primer paso para llevarlo a cabo es reservar una zona de la casa para sus juegos, un lugar seguro sin aristas ni componentes tóxicos pero, eso sí, con materiales lavables. En la foto, muebles de la colección Room Planner,
de Asoral.   

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
Todo en su sitio

Desde pequeñitos deben comprender que igual de importante es sacar los juguetes que volverlos a guardar; para conseguirlo, pónselo fácil con muebles a su altura.

Procura que cuenten con estantes en lugar de cajones, les resultará mucho más fácil colocar sus juguetes en cajas, cestas o, simplemente, sobre la misma balda y no se pillarán los dedos. Si completas el rincón con un papel estampado
con sus dibujos preferidos, el éxito está asegurado.

Papel pintado modelo Winnie the Pooh and Friends, de la firma Jane Churchill, en Gastón y Daniela (101,08 €/el rollo).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Cuerpo a tierra

¿A quién no le gustaba de niño jugar tirado por los suelos? Es el mejor lugar para recrear un mundo imaginario con coches, edificios, muñecos, animales, etc.

Si recuerdas lo divertido que era esparcir los juguetes por toda la habitación, permite que tus hijos también lo disfruten; te quedarás más tranquila si cubres la zona central con una mullida alfombra que les mantenga calentitos en invierno.

Este modelo, con fondo blanco y decorado con cochecitos, es de Lorena Canals.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Se mancha, se limpia

Evita sufrimientos constantes optando por materiales lavables para la habitación de tus hijos. Durante los primeros años de vida es inevitable que intenten plasmar sus apreciados dibujos y garabatos por todas partes, suelos incluidos.

La firma Portobellostreet.es propone una serie de alfombras realizadas en PVC que se pueden fregar con un paño mojado. Se trata del modelo Helmi, disponible en seis colores y con unas medidas de 1,50 x 2 m (399 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
Detalles con historias

Las nuevas colecciones de vinilos infantiles se han convertido en grandes aliados como elementos decorativos en las habitaciones de los peques. Son alegres, divertidos y generalmente, indiscutibles protagonistas en el cuarto de los niños.

Nos encanta este modelo, de la firma Chispum, diseñado por Helen Dardik y bautizado como Caperucita en el bosque. Es una peculiar manera de narrar este cuento que tanto nos gustaba cuando éramos niños (22 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
Decorar la pared

Si hablamos de una zona destinada al juego y a la relajación de tus hijos, deberá ser un rincón divertido y desenfadado.

Una buena apuesta es la elección de colores frescos en su gama más vistosa; azules, verdes o amarillos son los reyes en cuanto a estimulación.

También la pared merece una decoración especial con láminas, cuadritos o paneles donde exponer sus dibujos.

Estos vinilos pertenecen a la colección Creative Trendy Stickers 2, de Caselio. El de la foto es el modelo Tchou Tchou (41,60 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Inspiración oriental

Los dibujos animados chinos y japoneses arrasan en forma de series de televisión, cómics y cuentos. Son, sin duda, los favoritos de los niños de hoy. Inspirados precisamente en este tipo de ilustraciones, la firma Caselio lanza una colección preciosa y muy completa de vinilos decorativos para decorar el dormitorio de las niñas.

Consta de muñecas, simpáticos osos panda y flores de distinta forma y color. ¡Les encantarán! Este modelo llamado Tukta pertenece a la colección Creative Stickers Trendy (31,35 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
Ideas funcionales

La naturaleza cambiante e impulsiva de los niños reclama una habitación versátil con posibilidad de adaptación
a las actividades que van a realizar en cada momento.

Es importante poder despejar la zona central para jugar o improvisar en cuestión de cinco minutos un espacio de “trabajo” con mesa y silla donde instalarse a pintar.

Los muebles convertibles o de doble función son los mejores aliados en este sentido. Como estas mesitas, de Car Möbel, que giradas se convierten en cómodas sillas (55 € cada una).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Para sus manualidades

Además de los muebles y accesorios necesarios, en una zona de juegos no pueden faltar las ceras, los lápices de colores, las témperas, cartulinas...

Es decir, lo que a ellos de verdad les importa. Equípales con un buen surtido de material para sus trabajos, la inversión es mínima. Eso sí, enséñales a cuidar sus nuevas adquisiciones para que duren en buen estado más tiempo.

Cajitas y contenedores para organizar piezas pequeñas, de Ikea (a partir de 1,99 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Niños