Un dormitorio decorado en mint y blanco

Mª José Mohedano, @pepadecora en Instagram, ideó y decoró el cuarto de su hija Celia con muebles sencillos, prácticos y personalizados.

image
Hearst Spain

 

Realización: Pilar Perea. Fotos: Miriam Yeleq. Plano: Hearst Infografía

@pepadecora

Publicidad - Sigue leyendo debajo
¡Viva el handmade!

Decorar una habitación para una preadolescente y que sea de su agrado, no resulta fácil. Aquí se logró con una mezcla de DIY y trabajo artesanal, como el taburete pintado en mint, que lo mismo sirve de asiento que de mesa, o el diseño de la alfombra hecha a mano. Ambos, junto a la cama. Taburete, de Ikea. Alfombra, de Makiwuan Ruana.

Toque demadera
Aunque a Pepa Decora le gusta el color blanco en decoración, quiso introducir en el cuarto de su hija detalles en madera que le dieran un aire más
acogedor. Las casitas, las letras decorativas o la lámpara de estudio son algunos ejemplos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cama sencilla y funcional

Adosada a la pared se colocó una cama, de diseño sencillo y funcional, con zona de almacenaje en la parte inferior para guardar juguetes, sábanas y mantas.

En la pared se fijó un estante y objetos decorativos como las casitas o el reno, un DIY
que era un tope de puerta en su origen, y que ahora luce su encanto sobre el cabecero.

Cama Malm, de Ikea. Colcha y cojines, de Maisons du Monde. Reno, de Aldi.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Casitas customizadas

Para darle un toque nórdico a la habitación de su hija, Pepa Decora se hizo con un trío de casitas de madera que personalizó forrando el fondo con un papel gris con estrellas blancas ¡y así quedan de guapas! Casitas, de shop.holamama.es

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tablero extralarge

Junto a la ventana se dispuso el escritorio, formado por una silla y un tablero de madera tratado, similar al de la estantería, que fue ideado por Pepa y realizado por el manitas de su marido. Como entre el cabecero de la cama y la pared quedaba un hueco, se decidió prolongar el tablero hasta el final para que Celia pueda usarlo como mesita de noche. Silla blanca modelo Wooden, de www.superstudio.com

Macetero reciclado
Al marido de Pepa se le da bien la carpintería y prueba de ello es esta lámpara de estudio hecha por él en madera. Lo más difícil fue encontrar la tulipa. Al final, un macetero de Ikea encajó perfectamente. ¡Una idea de reciclaje redonda!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Composición de cuadros

Frente a la cama, se colocó una estantería en cuadrícula cuya encimera se protegió con un tablero de madera. La pared se decoró con una composición de cuadros con dibujos, fotos y mensajes positivos. Estantería Kallax y marco blanco, de Ikea. Lámina, de Lady Desidia. Marco ovalado con lazo, de Casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mueble blanco con cajones

A los pies de la cama se dispuso un mueble blanco con cajones para que Celia pudiera guardar camisetas, su ropa más delicada y sus primeras adquisiciones de bisutería. La encimera se decoró con un cuadro de cactus, unas casitas y una cajonera de diseño mini. Cómoda Malm, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cuélgala donde quieras

Crea una atmósfera especial. Lámpara portátil de algodón bordado Criaturas, de Paparajote Factory (18,60 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Geometría de colores en esta alfombra

Los tonos soft alegran sin estridencias. Alfombra Circus, de Asoral (239 €,en 170 x 130 cm).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Con cama, escritorio y zona de almacenamiento

La instagramer Pepa Decora quería que la habitación de Celia, su hija preadolescente, fuera especial, sin caer en los tópicos. Algo que logró con una distribución funcional y con la ayuda de su marido, que hizo realidad las ideas que bullían en la cabeza de esta apasionada de la decoración.

1. ÁREA DE DESCANSO. Está formada por una cama de 90 cm con cabecero alto y cajones inferiores de almacenamiento. En el suelo se dispuso una alfombra para que Celia estuviera cómoda sentada en ella.

2. ZONA DE ESTUDIO. De cara a la ventana se dispuso el escritorio, hecho a medida por el padre de la niña. El tablero que hace de superficie se llevó hasta el final para que así Celia pudiera utilizarlo como mesilla. Una vez cortado, lijado y barnizado, se fijó bajo la ventana. Junto a la mesa, la silla réplica de un modelo de diseño que Pepa eligió en blanco porque encaja sin problema en cualquier ambiente decorado.

3. ALMACENAMIENTO. Se distribuyó en tres zonas: una frente a la cama en forma de estantería para libros y cuadernos. Una segunda a los pies de la cama en forma de cómoda para guardar la ropa delicada. Y una tercera, frente a la puerta, con un armario ropero. Todas, en blanco.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Niños