Un dormitorio decorado en azul y blanco

Para enfatizar la luminosidad natural de este cuarto, se apostó por un mobiliario muy claro. En su decoración, se eligieron textiles en tonos azules que invitan por igual al relax y al estudio

image
Hearst Spain
1 de 7
Cama en forma de C

Una colcha de estampado patchwork en rojos y azules viste la cama de 90 cm. Con estructura compacta en madera lacada en blanco, cuenta con cabecero y piecero.

Colcha, de la firma A Loja do Gato Preto. En la pared se colocaron tres sencillas baldas blancas que organizan los peluches, fotos y libros favoritos de su dueña. Esta propuesta supone una solución ideal para habitaciones que, por falta de espacio, carecen de mesilla.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
Librería

En los estantes de la original librería destacan los adornos luminosos, que sustituyen a la clásica lámpara de noche. Cubito con luz Love, de Kenay Home (89 €) y Letra C realizada por encargo en
www.letteroom.es (60 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
Estor

Buena luz, pero sin reflejos. En la ventana, un estor tamiza la iluminación natural. Su estampado en tonos azules aporta una atmósfera serena, perfecta para concentrarse en el estudio. En el suelo, unas cestas almacenan mantas y peluches. Alfombra, de Leroy Merlin. Cestas con estrella, de Kenay Home.

Frente a la cama, y de cara a la pared, se situó una práctica mesa de estudio en blanco con dos cajones. Escritorio modelo Micke, en142 x 50 cm (69 €) y panel de notas, de Ikea. Complementos de escritorio, de Guáimaro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
Fundas de cojín

Gracias a los múltiples cojines dispuestos sobre
la cama, ésta se convierte durante el día en un sofá. Las telas, en distintos estampados, medidas y tonos
de azul, refrescan el ambiente. Fundas de cojín, de Ikea: Lövkoja, reversible de topos y flores, en 50 x 50 cm (4,99 €) y Remvallen, a rayas, en 40 x 65 cm (14,99 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
Cojín estampado

Un delicado bordado de alegres florecillas reavivará cualquier rincón. Cojín Delphi, en algodón y viscosa (35,95 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
Luz decorativa

Seguro que presumirá de ella; luz decorativa con texto (24,95 €). Todo, de la colección infantil Mini Home, de El Corte Inglés.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
Con cama individual y escritorio

La planta rectangular de esta habitación juvenil se distribuyó colocando en paralelo las zonas de descanso y de estudio. El armario empotrado se ubicó en un retranqueo. Por último, se dejó un área despejada para sentarse en el suelo a leer o escuchar música.

1. VESTIDOR. En la pared más próxima a la entrada se ubicó el armario que, al igual que el resto del mobiliario de la habitación, se eligió en color blanco. Dotado de dos cuerpos, dispone en su interior de una zona para colgar y otra con cajones donde almacenar camisetas, pañuelos y ropa interior.

2. ZONA DE DESCANSO. Pegada a la pared, para aprovechar el retranqueo del rincón, se dispuso la cama, cuya peculiar estructura se adapta al descanso por la noche y hace de sofá durante el día. En la pared del cabecero se colocó una estantería con baldas, hecha a a medida, para almacenar libros y peluches.

3. RINCÓN DE ESTUDIO. Frente a la cama y próximo a la ventana se situó el escritorio, de cara a la pared para evitar posibles distracciones. Entre el armario y la mesa queda una zona libre, lo suficientemente amplia como para sentarse en el suelo y disfrutar de la lectura, la música, consultar el móvil o charlar con una amiga.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Camas