Cocinas con office actuales y con estilo

La cocina, centro neurálgico de la casa, luce hoy una deco más cuidada y funcional, con espacios versátiles y comedores prácticos, perfectos para el uso diario.

cocina blanca con comedor
Car Möbel

Hacer vida en la cocina es, cada día, más habitual. Pero para convertirse en lugar de encuentro para la familia un elemento clave de su diseño es, en muchas ocasiones, el comedor de diario u office. Contar con ese espacio, y decorarlo, hará de la cocina un ambiente más acogedor y cómodo.

Tener un comedor integrado en la cocina tiene muchas ventajas: ahorro de tiempo en momentos clave como el desayuno donde todo son prisas, pero también a la hora de la cena, cuando no apetece utilizar el comedor del salón para evitar luego recogerlo, etc. Si además hay niños en casa, es un espacio más informal que el salón y más cómodo para ellos.

¿Qué tener en cuenta?

  • Siempre que sea posible, sitúa el office en el espacio de la cocina que reciba abundante luz natural. Fíjate en estas cocinas cómo se diseñó el office teniendo en cuenta la ventana.
  • También conviene que no ubiques el office cerca de la placa de cocción, siempre que la planta de la cocina y su superficie lo permitan.

Si vas a reformar la cocina, planifica la iluminación para que el office tenga su propia iluminación. Se recomienda que su encendido y apagado sea independiente de la zona de preparación de alimentos, por ejemplo. Cuando termines de cocinar, y te/os sentéis a cenar, solo con la luz de este área sería suficiente. Seguro que si la iluminación es la adecuada utilizarás el office más a menudo y no solo para comer, sino para planificar la semana o incluso estudiar/revisar emails o trabajar. Si no vas a reformar, es posible desplazar el punto de luz del techo ¡sin obras! ¡y sin canaletas! ¿Cómo? Con cables a la vista desde el punto de luz del techo que ocultarás con un florón. Desde él parte uno o más cables de colores y en el punto que te interese, colocar una o más lámparas suspendidas. Dar más protagonismo a la lámpara suspendida del office es tendencia.

En cocinas con pocos metros, hay soluciones

La más utilizada es elegir una mesa-consola con ala abatible que se abre solo cuando se va a utilizar. Se completa con sillas apilables/plegables o taburetes apilables. Atención al diseño de este tipo de asientos porque marcan estilo en el espacio.

Tal vez puedas prolongar la encimera para que esa zona si muebles inferiores se convierta en una nueva mesa o barra con taburetes. Puede tener, o no, la misma altura de la encimera. Las cocinas pequeñas con barra resultan cómodas y funcionales porque esa barra supone, además, una superficie extra de trabajo.

Si puedes hacer obras, y la cocina y el salón son contiguos, une la cocina al salón aunque sea parcialmente. Deja entre ellos un murete del que parta (hacia el lado del salón) una barra o una mesa con sus sillas. La sensación visual será que ese comedor pertenece a la cocina, aunque en realidad no le resta ningún metro. En cocinas sin ventana, y en las muy estrechas, además, esta sería una opción ideal.

¿Te animas a disfrutar más la cocina? Inspírate con estas ideas ¡y adelante con los cambios!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Oficce con vigas de madera y muros de ladrillo
Maisons du Monde

El efecto blanqueado es un recurso idóneo cuando se busca unificar los diferentes materiales presentes en un ambiente. En este office, vigas de madera, muros de ladrillo y muebles acabados en gris claro se integran a la perfección en el mismo espacio. Mesa (299,90 €), sillas (89,99 € c/u) y taburete Jim (39,99 €). Todo, de Maisons du Monde.

Comedor que integra sillas plegables
IKEA

Incluir un comedor de diario amplio para varios comensales en la cocina es sinónimo de lugar de reunión inevitable a cualquier hora del día. Desde la merienda de los niños, los deberes y el café con las amigas, hasta las cenas informales con los más íntimos tendrán cabida en un office bien pensado. Y es que, si la cocina es generosa y el comedor acompaña,se convertirá en la zona de estar favorita de la casa por su carácter accesible y confortable. De Ikea: sillas plegables modelo Frode, en negro y turquesa (29,99 € cada una).

Comedor efímero
Cortesía de Javier González Sánchez-Dalp

¿Te gusta tener la cocina despejada, pero no quieres renunciar a un comedor de diario? Apuesta por soluciones de quita y pon. Para comidas informales o desayunos rápidos bastará con una mesa plegable o de alas y taburetes o sillas de apilables. En esta cocina rústica, con suelo geométrico y frente de azulejos de Manises del siglo XIX, se puso en práctica esta idea. El ambiente fue decorado por Javier González Sánchez-Dalp.

Cocina con encimera de acero
HK Living

También es posible contar con una zona de office en una cocina de diseño sin romper las líneas depuradas ni el concepto vanguardista. Genial en este sentido la encimera de acero inoxidable como superficie de trabajo con uno de los laterales liberados, que permite utilizarla a modo de barra. Los taburetes elegidos cuentan con una delicada estructura de forja negra y asientos en tres colores de fibra trenzada como único guiño a un estilo más cálido. Todo, de HK Living.

Cocina con isla central
Leroy Merlin

La planta o distribución de tu cocina marcará la pauta a la hora de incluir un comedor de diario. En el caso de contar con un espacio cuadrado y regular, al instalar una isla central las ventajas serán numerosas. Por una parte, aportará una superficie extra de trabajo muy valiosa, además de un comedor de diario y prácticas zonas de almacén. La cocina modelo Gales, de Leroy Merlin, cuenta con una isla absolutamente integrada en el conjunto.

Cocina con mini barra
Car Möbel

En ocasiones, los espacios más pequeños y difíciles de aprovechar ganan amplitud con solo eliminar un tabique divisorio y pasar a formar parte de otro ambiente. Una opción acertada para cocinas reducidas es unirlas a la zona de estar e intentar respetar los límites de cada espacio instalando una mini barra, perfecta para comidas rápidas. Una propuesta interesante y muy resultona que, completada con una pareja de taburetes a tono con la decoración y una lámpara de techo sobre la zona, hará las veces de office. Todo, de Car Möbel.

Comedor central
Maisons du Monde

Continúan en boga los espacios diáfanos donde la cocina y el salón se funden compartiendo un único comedor para todas las ocasiones. La sabia combinación de piezas aptas para los dos espacios logra la fusión. Mesa Docksta, de Ikea. Sillas Eames Plastic Side, de Vitra. Mantel, de Zara Home. Lámpara, de Maisons du Monde.

Cocina con mueble auxiliar
Butlers

Los muebles auxiliares son excelentes salvavidas
en la cocina, bien como superficie extra de trabajo, bien como espacio de almacén o como comedor de diario. Este módulo, acabado en blanco, ofrece los tres servicios gracias a una resistente encimera de granito, excelente para cortar alimentos a la hora de preparar los platos; armarios, estantes y cajones espaciosos para organizar el menaje y una original mesita escamoteable apta para uno o dos comensales. Se puede adquirir en Butlers.

Cocina blanca con encimera de madera
Leroy Merlin

El color blanco es predominante en muchas cocinas;
no en vano aporta claridad, sensación de limpieza y amplía visualmente los espacios. Si buscamos la armonía perfecta, habría que combinarlo y contrastarlo con otro tono o con gamas más intensas, que aporten profundidad, o incluir un frente acabado en madera natural que refuerce la calidez. Así se hizo en esta cocina con un acertado suelo geométrico y una llamativa encimera de madera maciza. Cocina con muebles modelo Toscane, de la firma Leroy Merlin.

Comedor junto a la cocina
Cortesia de Leticia Martín Rabadán

El libre flujo de la luz y la ausencia de obstáculos y
artificios son las bases en ambientes diáfanos, que buscan mayor simpleza decorativa. Los acabados lisos y la gama de la paleta más clara triunfan en este sentido, así como los materiales traslúcidos, como el metacrilato o el cristal. Una apuesta sencilla y efectiva con todos sus puntos aplicados al 100% en este comedor junto a la cocina. Una idea de la interiorista Leticia Martín Rabadán.

Cocina con mesa alta rodeada de taburetes
IB Laursen

¿Por qué no crear un rincón propio en tu cocina donde disfrutar de tu afición foodie? Allí podrás poner en práctica las recetas de tus blogs favoritos o enseñar a los niños. Una mesa alta rodeada de taburetes puede ser el escenario perfecto para reuniones de amigos y cenas o comidas improvisadas. Apuesta por ello y convierte las quedadas con tus conocidos en verdaderos talleres gourmet. Taburetes y complementos, de la firma IB Laursen.

Cocina abierta al salón
Hearst

Dos taburetes de aire retro idénticos y una pareja de lámparas colgantes, también iguales, crean esta percepción además de marcar la separación con la zona de estar. La delimitación entre los dos ambientes se reforzó contrastando los solados; damero cerámico para la cocina y tarima para el salón. El frigorífico es de Smeg.

Cocina de colores muy vivos
Car Möbel

Para restar frialdad a la cocina lo mejor es apostar por los colores más calientes de la paleta; rojos, amarillos y naranjas triunfan en los auxiliares. Este espacio de frentes de armarios, suelo y paredes en blanco resulta más confortable gracias a la presencia, cuatro sillas naranjas en el office. Son de Car Möbel.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Reformas