Una cocina de estilo rústico

Con la declarada intención de disfrutar de los mejores platos cocinados a fuego lento, se creó este espacio, diseñado para comer, estar y departir con la familia y los amigos. 

Creada para la última edición de Casa Decor Madrid por Lluïsa Deulonder  y Chone de la Sotilla, esta cocina transmite encanto y calor de hogar a primera vista.
Se trata de un proyecto de la firma Deulonder delimitado por paramentos de cristal mediante los que se buscó la integración de este espacio en el resto de la casa. Destaca la inspiración en los muebles tradicionales americanos y las maderas tratadas como material principal debido a su calidez. La acertada distribución, dividida en zonas, completa el éxito final de esta cocina con un espacioso comedor junto a un horno asador tradicional, una amplia isla central como mesa de trabajo, equipada con dos taburetes, y muebles ubicados en forma de U para cerrar visualmente el conjunto.  

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Al centro

La planta cuadrada de esta espaciosa cocina permitió incluir una generosa isla central
de trabajo, dotada de una gran mesa con ruedas y espacio de almacén. Un punto exento que acapara la atención nada más entrar por su funcionalidad además de por la original lámpara que la corona, equipada con ganchos para colgar los utensilios.

La cocina, concebida para familias completas, necesitaba electrodomésticos de gran tamaño. En este sentido es perfecto el frigorífico industrial de la firma La Cornue, acompañado de una generosa cava de vino con regulador independiente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los colores

El empleo de materiales naturales y acabados neutros tanto en los textiles como en los revestimientos es un excelente recurso que garantiza la integración de todos los elementos en el mismo ambiente.

Por ejemplo, las zonas vistas de la pared se cubrieron con lamas de madera instaladas en horizontal y pintadas con un tono claro de la firma Valentine.

La iluminación juega un papel muy importante en esta cocina. Por una parte define y da luz a cada ambiente: tres lámparas de suspensión en el comedor, una doble con barra para utensilios para la zona de trabajo y focos empotrados con apliques auxiliares para los muebles. Pero además, funciona como una efectiva decoración complementaria para todo el ambiente.

El comedor se aleja del concepto de comida rápida en una barra en la cocina. En este espacio se abogó por todo lo contrario, un ambiente creado para disfrutar de sobremesas en familia.

Lo preside una gran mesa de madera con seis sillas de fibra y una amplia alacena de pared a pared con horno asador integrado. Todo, de Deulonder.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Detalles

Algunos elementos decorativos, como la alfombra o las lámparas, ayudan a delimitar visualmente el comedor y a definir la separación respecto a la zona de trabajo de la cocina. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los revestimientos elegidos varían según el lugar

Por ejemplo, el suelo se cubrió con un porcelánico en gris oscuro, sufrido y de alta resistencia al desgaste. Los frentes también se protegieron con un modelo de micro azulejo con relieve en blanco. Todo, de Neocerámica.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los muebles de cocina

Se eligieron bajos para despejar los frentes y ubicar estantes abiertos y complementos funcionales. La distribución en U de los armarios facilita la libertad de movimientos mientras se trabaja en la cocina.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Un toque retro

Los electrodomésticos se eligieron de
aspecto retro, aunque con las prestaciones más avanzadas del mercado. Gracias a ellos, la cocina
adopta un acertado estilo vintage que marca tendencia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Multiúsos

Mesa con ruedas, baldas y cajones, ideal para la cocina. De Hübsch Interior (280 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mi silla natural

De fibra trenzada. Una silla perfecta para el office; de Maisons du Monde (129,90 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Latas en tonos empolvados

Son herméticas, prácticas y muy decorativas. De la tienda Casa (desde 5,99 € cada una).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Cocinas