Ideas para la zona de lavado y plancha

Para hacer más llevadera una labor generalmente ingrata, nada mejor que disponer de un espacio para la plancha, que permita agilizar la tarea. No es tan complicado, sólo es cuestión de ingenio.

image
1 de 12
En el pasillo

Un mueble con estantes y un perchero son básicos para ir colgando sin que se arruguen las prendas recién planchadas. Aunque pienses que no tienes espacio, es cuestión de rentabilizar las zonas de paso. En este caso, el módulo para organizar la ropa limpia se situó en un pasillo. Muebles realizados por Spais a Mida. Estante perchero, de Ikea. Caja metálica, de Estilo Nórdico.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 12
Rincón de lavado

Si la cocina no es tan amplia como para crear una zona independiente de lavado, reserva un espacio para estos electrodomésticos. Encarga un mueble bajo para guardar los detergentes y una encimera para ganar una superficie extra donde colocar las cestas de ropa. Con dos baldas altas, aumentarás la zona de almacén, sin recargar el espacio. Baldas Lack (12,95 € c/u) y cestas Värde (8,99 € c/u). Lavadora y secadora, de Miele. Frigorífico, de Smeg.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 12
Tendedero de interior

Es un lujo que se valora todavía más los días de lluvia. Hay modelos que se fijan a la pared y son muy discretos. Su diseño es compacto y oculta las cuerdas en su interior; cuando toca tender, se extienden y fijan a la pared opuesta. Firmas como Leifheit tienen el modelo Rollfix (20,59 € en Leroy Merlin). Más información sobre tendederos para pared y techo en www.barquia.com.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 12
Muebles con ruedas

Los electrodomésticos se situaron bajo una mesa con ruedas que hace las veces de encimera para colocar la ropa planchada; bajo el fregadero se oculta otro módulo para los útiles de limpieza, necesarios, pero poco estéticos. Muebles de la firma BM, de venta en Terrón. Papel, de Osborne & Little (59,90 €/rollo).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 12
Armarios junto a la lavadora

En este cuarto de lavado y plancha, la lavadora cuenta con dos armarios bajos, extraíbles, y con un par de cestos. En uno se guarda la ropa sucia y en el otro, la limpia ya seca, lista para planchar. Este segundo mueble tiene menos fondo, para adaptarse al pilar de la pared. Muebles laminados, de la firma Sandoy. Lavadora, de Miele.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 12
Oculto en varios armarios

En este caso, todo lo relacionado con lavado, planchado, cuidado de la ropa y limpieza de la casa se organiza y oculta en armarios; incluso si se preevé con antelación, en la pared se pueden instalar un enchufe y una toma de agua, imprescindibles para colocar la lavadora. Armario del programa Wardrobe, de la firma Kibuc, con ocho puertas batientes y laqueado en blanco (1.730 €).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 12
Zona de lavado en poco espacio

Este cuartito de lavado parece, desde fuera, un armario más de cocina tipo despensa. Es pequeño, pero resulta práctico porque alberga lavadora y secadora en columna; dispone de espacio para la tabla de plancha y tiene una balda para colocar el centro de planchado. Electrodomésticos, de Bosch.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 12
Prendas mini

Agrupa la ropa menuda en un tendedero mini; este modelo incluye diez pinzas que agilizan el trabajo y evitan que se pierdan las piezas pequeñas (21 € en Muji).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 12
Perchero extraíble

Si colocas este perchero junto a la tabla de plancha, podrás ir colgando la ropa cómodamente y te ahorrarás paseos al armario. Mientras no lo utilices, puedes dejarlo plegado. Elephant, de Foppapedretti, en haya o nogal (62 y 64 € aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 12
Pajaritos que docoran

Si no te toca cambiar la funda de la tabla de planchar, busca cualquier excusa para hacerlo; los nuevos modelos de la firma Brabantia tienen mucho estilo. En la foto, modelo Birdie, en algodón (desde 10,90 € aprox.); se realiza en varias medidas, por lo que se adapta a todas las tablas. Las pinzas con pájaros no tenderán solas tu colada pero, al menos, te harán sonreir. Pinzas, de Fisura (13,90 €/seis, dos de ellas con pájaro).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 12
Tarros transparentes

Con ellos organizarás con gracia la zona de lavado. Esconde el paquete del detergente en un armario y deja a la vista un tarro coqueto que irás rellenando. También las pinzas se pueden almacenar así. Tarros de plástico Store, de Habitat (9,50 € c/u).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
12 de 12
Cestos de ropa

Clasifica las prendas para lavar en estos prácticos contenedores; son tan bonitos que no hace falta esconderlos. Además, como tienen asa, se trasladan mejor a la lavadora. Cestos para la ropa, de la firma Fisura, realizados en poliéster y disponibles en diferentes colores (16,15 € cada uno aprox.).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Cocinas