Cómo crear una zona de plancha en casa

Por muy pequeña que sea tu casa, no renuncies a dedicar un espacio para la ropa. Toma nota de nuestras sugerencias y lograrás que esta zona resulte cómoda y perfectamente ordenada.

image
1 de 8
Armarios y cestas

Para guardar la ropa limpia, lo mejor es colocar una serie de muebles con puertas y cajones. Si prefieres puedes sustituir estos últimos por atractivas cestas de fibra. Armarios laqueados en color blanco, de La Nave de Pórtico.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 8
En forma de U

Estudia muy bien la distribución de la zona de plancha para sacar el máximo partido al espacio. En este caso, el equipo de Molins Interiors instaló una encimera a lo largo de tres frentes que acoge los electrodomésticos y varios muebles inferiores; encima se colgaron vitrinas de menor profundidad y una estantería con bandejas extraíbles. La zona central se dejó libre para colocar la tabla y trabajar cómodamente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 8
Carro auxiliar

Además de utilizarlo para planchar, en su interior podrás guardar la ropa, el agua perfumada, el apresto y otros productos. Para que sea aún más práctico, organiza sus estantes con cajas o cestas de fibra. Carro de la firma Diquattro, en El Corte Inglés. Cestas, de Casa. Mueble realizado a medida por Terrón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 8
Bien distribuido

Una de las ventajas de los carros para la plancha es que, si no dispones de un sitio fijo donde colocarlo, podrás trasladarlo en función de tus necesidades; aunque lo más práctico es arrinconarlo en una zona de poco paso. Procura tener cerca dos cestos para separar la ropa blanca de la de color. Carrito (en Deulonder). Cestos, de Cistellería Castell.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 8
En la cocina

Aprovecha el hueco que queda libre entre la pared y los muebles para ubicar la zona de plancha. Si no das con un planchero que se ajuste a este espacio —suelen medir 1,20 m de largo—, busca una mesa con baldas y conviértela en una tabla de planchar: pega en el sobre un tapete de espuma forrado con una tela. Mesa restaurada por Elvira Zapata. Bandejas de mimbre, de Casa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 8
Cuida tu ropa: Bolsas de olor

Colócalas en el interior de los armarios; de este modo tu ropa se impregnará de un olor muy delicado y especial. Recuerda que hay flores, como la lavanda, que además de perfumar, son excelentes repelentes de las polillas. Bolsas perfumadas (en Waza).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 8
Cuida tu ropa: Agua perfumada

Para eliminar las arrugas sin esfuerzo, humedece la ropa antes de plancharla. Utiliza un vaporizador que te permita regular el chorro. En el mercado encontrarás aguas de distintas fragancias con aromas muy suaves. Agua perfumada (en L’ Occitane).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 8
Cuida tu ropa: Saquitos de flores

Coloca bolsitas aromáticas entre la ropa recién planchada; así se impregnarán mejor del aroma. Otra posibilidad es colocar ramilletes de flores y cuando se sequen, meterlas en saquitos de tela. Saquitos (en L’ Occitane).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Cocinas