Ejemplos de cocinas con isla

Si piensas que tu cocina ya necesita una reforma, apuesta por una isla central. Lograrás más zona de almacén, nueva zona de trabajo, incluso una práctica barra de desayunos.

image
1 de 4
Las medidas de la isla en la cocina

Lo ideal es que la isla se sitúe a 1,20 m de la encimera, de manera que dos personas trabajen sin rozarse la espalda. En los laterales la distancia se reduce a 1 m, salvo en viviendas con usuarios en sillas de ruedas, donde se necesita un espacio de giro de 1,50 m. Isla, en 120 x 52 x 108 cm (579 € en Car Möbel).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 4
Isla con zona de trabajo y cajones

Si la planta es cuadrada, añade una isla en el centro de la cocina: dispondrás de mayor espacio de almacén y de una encimera extra donde trabajar sin estrecheces. Ten en cuenta que la isla deberá contar con una iluminación propia, por lo que necesitarás que te instalen puntos de luz en el techo. Cocina Faktum con puertas y frentes de cajón Rockhammar; todo, de Ikea.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 4
Barra de desayunos

En el momento en que instalas una isla, es poco probable que en tu cocina quede espacio suficiente para organizar un pequeño office. Sin embargo, eso no significa renunciar a desayunar o merendar en ella. La isla de la colección Zinc, de Maisons du Monde, dispone de un ala que, cuando se eleva, sirve para comer. En 120 x 60/80 x 90 cm (690 €). El precio incluye dos taburetes de madera de mango.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 4
Las ventajas de los cajones en la cocina

Cuando la isla tiene una importante función de almacenaje, los cajones ofrecen una visión panorámica de lo que se guarda en su interior. Además, soportan un peso de carga superior al de un estante. Los de Santos almacenan 60 kg, tienen anchos variables entre 30 y 120 cm y cinco opciones de profundidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Cocinas