Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.
Leroy Merlín

Es un sueño hecho realidad, mantener el orden en una cocina de pocos metros. Para ello, es imprescindible contar con recursos de almacenaje que permitan sacar todo el partido posible al mobiliario elegido. Mira qué bien se ha organizado esta mini cocina distribuida con muebles en tres frentes.

1 de 10
Leroy Merlín
El orden perfecto de las cosas

En esta cocina, de líneas sencillas y estilo minimalista, se ha resuelto la falta de espacio distribuyendo el mobiliario en forma de U. La zona de trabajo se ha ubicado a la derecha y la de almacenaje, incluido horno y microondas, en el lado contrario.

El ventanal aporta luz natural a toda la estancia y se ha ganado claridad incorporando muebles blancos y varios frentes de azulejo del mismo color.

Además de la acertada distribución de los muebles, esta mini cocina se ha planificado al milímetro, incorporando numerosos recursos de almacenaje, que han permitido resolver en pocos metros, todas las necesidades de uso y ordenación. Por si te sirve de inspiración, te contamos cómo se ha equipado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 10
Leroy Merlín
Despensa oculta

Una columna puede dar mucho de sí, si su interior está perfectamente organizado con cajones. ¿Quién dice que una cocina pequeña es incompatible con una despensa bien surtida?

En este mueble de la cocina Milano se han incorporado cinco cajones ocultos tras la puerta, lo que ha permitido crear una funcional y práctica despensa camuflada.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 10
Leroy Merlín
Combinar recursos

Si el espacio disponible lo permite, también puedes montar una discreta despensa con cestas extraíbles, o combinar cestas y cajones en un mismo armario.

Para reducir riesgos en la cocina, recuerda que el almacenaje en altura requiere ciertas normas que hay que respetar. Por ejemplo, ubica los productos de mayor peso en la cesta inferior, y los menos pesados, aunque sean más voluminosos, en las superiores (como se ha hecho en la cocina Milano).

Respeta el peso total indicado por el fabricante y antes de extraer varias cestas a la vez, asegúrate de que están bien ancladas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 10
Leroy Merlín
Rentabilizar un mueble de rincón

Los muebles de rincón, son un tesoro en una cocina pequeña. Sin embargo, suelen estar infravalorados, porque la zona de acceso es incómoda, no hay forma de encontrar nada en el mueble y se termina por usar solo lo que está más a mano...

Si en tu cocina tienes este tipo de mueble y quieres que resulte funcional, ¡se acabó lo de amontonar todo al fondo!

Necesitas un accesorio extraíble con giro de 270º, diseñado para estos espacios difíciles, que te permita tener todo a la vista y bien ordenado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 10
Leroy Merlín
Accesorios giratorios

Otra opción, muy práctica para los muebles de rincón, son los accesorios giratorios. Sobre todo, si incorporan bandejas y permiten un desarrollo de 360º o 270º en función de la apertura del mueble. Es una idea perfecta que te puede ayudar a montar esa minidespensa que necesitas.

Un consejo, elige tu accesorio de rincón con frentes que retengan los productos, así podrás colocar frascos de cristal sin riesgo de que se caigan o se desplacen durante el giro.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 10
Leroy Merlín
Una elección muy funcional

Nada arruina tanto el estilo y el buen gusto de una cocina como las migas de pan desperdigadas por la encimera y por el suelo.

Para solventar esta situación, en el diseño de la cocina Milano se ha recurrido a una opción muy práctica: incorporar a un mueble un accesorio extraíble para guardar el pan y recoger las migas que, además, ¡tiene función de botellero.

Y, un detalle que te va a encantar, su bolsa flexible se puede plegar para usar el espacio como almacenaje, según la necesidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 10
Leroy Merlín
Pequeños detalles

Cuando una cocina está tan bien planificada, como el modelo Milano, de Leroy Merlín, se valora como se merecen los pequeños detalles. Quince centímetros, pueden no significar nada, pero con un buen diseño, en este mini hueco se puede camuflar un mueble extraíble, en el que tener a mano los frascos de especias y los aliños de uso diario.

Si lo ves como opción para tu cocina, elígelo con sistema de freno y con una base de plástico, que facilite la limpieza y proteja el mueble de los derrames.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 10
Orden interno

¿Cuántas veces has ido a coger una olla del mueble y se te ha derrumbado toda la torre de cazuelas? Y con las tapaderas, seguro que ha sucedido lo mismo, infinidad de veces.

Reflexiona: mereces algo más moderno y funcional para mantener el orden en ese mueble o cajón que estás utilizando a diario.

Una opción es guardarlas por tamaños y de la forma más útil para ti, con un kit separador que puedas modificar en función de cada pieza. Esta idea tan funcional, es la que se ha empleado (y que puedes copiar) en este cacerolero, de la cocina Milano.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 10
Leroy Merlín
Decorativo y muy práctico

De estética moderna y actual, este precioso mueble alto, con apertura de tipo persiana, es perfecto para poner una nota de buen gusto y versatilidad a tu cocina. Diseñado con poco fondo, permite ubicarlo encima de los muebles bajos, rentabilizando mejor el espacio y creando así una zona oculta de almacenaje.

Mira cómo se ha aprovechado un mini espacio, en el lateral de la ventana, para colocar este mueble, apoyado sobre la encimera. En su interior, hay dos baldas de altura modificable, ideales para guardar cristalería o pequeños electrodomésticos que se usen todos los días.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 10
Reciclar es fácil

Cualquier cocina funcional tiene que responder a las necesidades de quienes la utilizan a diario. Para que las mejores intenciones, en cuestión de reciclado, no se queden solo en "intenciones", conviene poner las cosas fáciles a toda la familia. Una opción práctica y cómoda es instalar los cubos de separación de residuos, ocultos tras la puerta de un mueble bajo. Estarán a mano y alejados de miradas indiscretas. Así se ha resuelto en la cocina Milano de Leroy Merlín.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Cocinas